jueves, 12 de septiembre de 2013

Un niño de 7 años de Boucherville fue abandonado por el conductor de su autobús escolar

Publicado en:
Ciudad
Por:
Temas:

Autobus Escolar Quebec Flickr

Un niño de 7 años tuvo un difícil regreso a casa luego de asistir al colegio, pues fue literalmente abandonado a más de un kilómetro de su hogar –ubicado en Boucherville- por el conductor de su autobús escolar.

El lunes 9 de septiembre, al regreso de la escuela, el autobús donde se encontraba el pequeño Justin se detuvo en la calle Boisé, a más de un kilómetro de distancia de su casa.

El infante, quien se encuentra en segundo grado de primaria, dijo al conductor que allí no era su casa, pero éste le respondió que sería la última parada prevista y que era “suficientemente grande” para llegar a su hogar.

El niño asiste a la escuela Père-Marquette, de la comisión escolar des Patriotes, en la Ribera Sur de Montreal. En lugar de llegar a ver a sus padres, ese día, Justin debía regresar, caminando, sólo, a su casa.

En ese momento, la sobrina del padre del pequeño, France Mousseau, acababa de terminar sus compras en un comercio cercano. Cuando dejó el establecimiento, percibió en la distancia al niño.

Al ver que caminaba solo, lejos de casa, se detuvo para preguntarle qué hacía allí, reseña La Presse Canadienne.

El niño lloraba y temblaba, visiblemente perdido. Lo  llevó entonces a su casa.

El padre de Justin, Alain Doucet, se contentó pese a lo ocurrido, al saber que su hijo estaba sano y salvo.

“Quisimos contar la historia porque no queremos que esto le ocurra a otro niño. Pudo haberse perdido, golpeado. No se sabe…”, indicó el padre indignado.

Los padres del pequeño decidieron poner fin al contrato con el transporte escolar. “No tomará el autobús jamás”, aseveraron.

Ambos se comunicaron con la respectiva comisión escolar y luego de varias llamadas se tomaron medidas en contra del conductor del autobús escolar.

El conductor del autobús fue suspendido, pero la comisión escolar rechazó decirnos por cuánto tiempo”, precisó Doucet.

Foto: Flickr / faustineclavert (CC)