Lunes, 11 de Julio de 2016

Quebequenses se casan cada vez menos frente a representantes del clero

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:
Cada vez más quebequenses dicen "sí quiero" frente a un familiar o amigo en lugar representante de la iglesiaFoto: Flickr/ libertinus (CC)

Aunque los quebequenses no son reconocidos por unirse en matrimonio, más de las parejas que deciden casarse están diciendo “sí quiero” frente a un miembro de la familia o un amigo, en lugar de un miembro del clero.

Un informe reciente del Instituto Nacional de Estadísticas de la provincia encontró que una cuarta parte de las parejas de distinto sexo eligieron a una “persona designada” para oficiar sus ceremonias en 2015, un número que está en aumento.

“Es realmente una tendencia a la alza que nunca ha desacelerado”, dijo Anne Binette Charbonneau. “Ha llegado principalmente a expensas de los ministros y los matrimonios religiosos, que han perdido participación en el mismo período”, agregó.

Quebec introdujo una ley en el año 2002, por lo que es relativamente sencillo para alguien cercano a la pareja sea autorizado por el ministro de Justicia para llevar a cabo una ceremonia matrimonial.

El solicitante debe ser ciudadano canadiense o residente de Quebec, no tener antecedentes penales recientes, hablar inglés o francés y estar de acuerdo con cumplir los requisitos de la ceremonia.

A medida que disminuye la afiliación religiosa, muchas parejas están recurriendo a amigos y familiares para ejecutar el programa.

La opción de “persona designada” es ahora más popular en Quebec que casarse por un empleado de la corte (16%) o a través de un notario (14%). Los funcionarios religiosos todavía realizan el 44% de los matrimonios, muy por debajo del 71% que realizaban en 2002.

Entre las parejas del mismo sexo que se casan, el 37% eligió a una persona designada.

A través de Canadá las normas varían para que se pueda realizar una ceremonia de matrimonio.

Algunas provincias restringen la opción a las personas asociadas a instituciones religiosas, gubernamentales o legales, o para los comisarios de unión que tengan una licencia.

En Manitoba, es posible llegar a ser un comisionado temporal para una sola boda, similar a la situación de Quebec.

Barbara Mitchell, una profesora de sociología de la Universidad Simon Fraser, dice que las opciones de los quebequenses para sus ceremonias reflejan una tendencia a largo plazo hacia la secularización y un rechazo del catolicismo tradicional.

“Una gran cantidad de jóvenes que no están afiliados formalmente con una religión tradicional,  quieren una especie de ceremonia no-religiosa”, dijo Fraser.

La gente de Quebec también es menos propensa a contraer matrimonio, en comparación con sus homólogos en otras partes de Canadá. Según Statistics Canada, sólo 35,4% de la provincia mayores de 15 años se casaron en 2011, frente al 46,4% en todo el país.

Terranova y Labrador tuvieron la  tasa más alta de matrimonio, alcanzando el 52,9%, mientras que Nunavut fue la más baja, con 29,7%.

Mitchell dijo que los datos recientes sugieren que las tasas globales de matrimonio siguen disminuyendo a lo largo de Canadá y que las personas están optando por casarse a una edad mayor.

Dijo que la gente también quiere cada vez más ceremonias “personalizadas y únicas”, aunque señaló que algunos grupos étnicos culturales, como mucha de la comunidad surasiática de Vancouver, todavía apuesta por la pervivencia de las bodas tradicionales.

Artículos relacionados

thumbnail
hover

Columbia Británica: conozcan el caso de...

Este lunes llegó a su fin una batalla legal que se extendió por décadas en Columbia Británica en el que el centro de la polémica fue la...

thumbnail
hover

Los vínculos entre la banda montrealesa...

Dos bandas icónicas y de sonido impecable. Bomba Estéreo, de Colombia y Arcade Fire, de Canadá (específicamente de Montreal). ¿Qué las...

thumbnail
hover

Los sabores ecuatorianos deleitaron a visitantes...

La visita de los grandes buques a la ciudad de Lévis, la semana pasada, contó no sólo con la presencia del primer ministro de Canadá, Ju...