domingo, 24 de julio de 2011

Escándalo de teléfonos intervenidos en el Reino Unido salpica al Mirror

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

En menos de un mes cayó todo un imperio de medios en Inglaterra, tras el escándalo de que sus periodistas interceptaban los teléfonos de celebridades.

Ahoras las nubes de la misma tormenta se posan sobre el grupo Trinity Mirror, empresa que publica el diario británico Mirror -de tendencia izquierdista- en medio de alegatos que indican que el hackear teléfonos es también una práctica allí.
James Hipwell, quien solía trabajar en la mencionada publicación, aseguró que la intercepción de teléfonos es una actividad común en el tabloide. «Muchos de mis colegas lo hicieron», indicó Hipwell en una entrevista publicada ayer en The Independent.
«Cuando interceptaban los teléfonos, borraban los mensajes para que otra persona no pudiera tener la misma historia, la misma información», dijo.
El periodista se negó a comentar cuando la AP le preguntó sobre su búsqueda de asesoría legal antes de revelar detalles adicionales sobre el medio. Sólo confirmó que la entrevista en The Independent es certera.
El argumento no es realmente nuevo. Hipwell fue despedido de Mirror en el año 2000. Su salida del periódico se combinó con una manipulación del mercado años más tarde. Esto podría haber afectado su credibilidad.
Sin embargo, cabe recordar que la semana pasada The New York Times citó a cinco periodistas que aseguraban que la misma práctica se estaría haciendo en The People, también publicado por Trinity Mirror PLC.
La empresa ha rechazado las acusaciones. «Nuestros periodistas han trabajado apegados al Código Penal del Reino Unido y al Código de Ética. Esta será nuestra única respuesta», dijo el vocero de la compañía, Nick Fullagar, a través de un correo electrónico.
Esta nueva revelación se suma entonces al escándalo que comenzó este mismo mes con The News of the World, lo que obligó a Rupert Murdoch a cerrar el periódico.

Fuente: The Huffington Post