martes, 9 de agosto de 2011

Grupo en contra de la tecnología responsable de colocar artefacto explosivo en instituto de Monterrey

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

Un extraño grupo que se opone a toda suerte de desarrollo tecnológico y que se autodenominan como Individuales Tendiendo a lo Salvaje (ITS) fue el responsable del estallido de un artefacto explosivo colocado en las instalaciones del Tecnológico de Monterrey. En el hecho una persona resultó herida.

Informa: eluniversal.com.mx  

El procurador del estado de México, Alfredo Castillo Cervantes, confirmó que el grupo Individuales Tendiendo a lo Salvaje (ITS) colocó el artefacto explosivo que hirió a dos personas, por lo que descartó la participación del crimen organizado en el hecho. El grupo ha reivindicado otros atentados contra el desarrollo tecnológico, de hecho hubo un antecedente en territorio mexiquense.  

«Es un grupo conocido y no, porque cuando nos metimos a profundidad pudimos conocerlo es un grupo que se llama ‘Tendiendo a lo Salvaje’, es un grupo que ha actuado internacionalmente, aunque en México son pequeñas células que quieren hacer copy cat, copiar», dijo en entrevista con Dense Maerker.  

El grupo dejó un mensaje en el artefacto explosivo que hirió a dos personas. «Se trató de armar un mensaje ahí que fue dejado en un principio, lamentablemente al estar quemado en parte era difícil la interpretación».  

«Más allá del contenido se ve una sigla que a simple vista pasa totalmente desapercibida porque inclusive el mensaje no está bien redactado», indicó.  

En el texto el grupo subversivo subraya que no se trata de «una broma» y que el mes pasado atentaron contra Oscar Camacho y hoy contra la institución, «mañana quien sabe», advierten.  

Lanzan también una proclama: «¡¡Fuego al desarrollo nano-tecnológico junto a quienes lo sustentan!!». Y la firma: ITS.  

Castillo Cervantes aseveró que un antecedente del atentado ocurrió en la Universidad Politécnica del Valle de México, en mayo pasado.  

«En Tultitlán, en una universidad politécnica y que está dirigido, en este caso a la persona responsable del área de nanotecnología, en la división de ingeniería, porque tienen tres coincidencias muy importantes: la letra, el modus operandi, y la conformación del artefacto explosivo».  

El procurador Alfredo Castillo había dicho previamente que el paquete explosivo lo encontró un jardinero, quien lo entregó a personal de seguridad y estos lo condujeron a las oficinas de los profesores.  

El artefacto explotó en las manos del maestro Alejandro Aceves López, de 41 años, y el impacto alcanzó al académico Armando Herrera Corral, de 49, ambos del área de postgrado de ingeniería, quienes tienen más de 12 años de impartir clases en el Tec de Monterrey, confirmó el director Pedro Grasa.