lunes, 29 de agosto de 2011

Normas de seguridad dictadas por el gobierno aumentarán valor de viviendas entre 10 a 15%, según empresarios

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

Empresarios colombianos de la construcción expresaron su preocupación frente a la aplicación de la norma NSR 2010, que establece un sistema de evacuación y redes contra incendios y otras exigencias en seguridad.

Dicen que la norma, aunque plausible, aumentará notablemente el valor final de la vivienda, por aumento de costos entre 10 y 15% de su valor actual.  

Elnuevosiglo.com        

Una nueva norma que está aplicando el Gobierno al sector de la construcción, va a disparar los precios de los inmuebles en los próximos meses, de acuerdo a firmas privadas.  

En efecto, el incremento podría ser de entre el 10 y el 15 por ciento del valor actual y esos sobre costos tendrían que ser cubiertos por los compradores lo que frenaría el desarrollo del sector durante este año.  

Así lo señaló el Grupo Empresarial Oikos, que manifestó su preocupación por el mayor valor que acusarán los inmuebles como consecuencia de la implementación de la norma NSR 2010 que impactará el sistema de construcción a nivel estructural, manejo de sistemas de evacuación y red contra incendios entre otras exigencias que tiene la norma para nuevas edificaciones.  

El gerente general de la inmobiliaria, Luis Aurelio Díaz, informó que la nueva disposición se verá reflejada sin duda alguna en los valores finales del metro cuadrado de viviendas, oficinas, bodegas y locales comerciales que estarán en venta en los próximos meses.  

El empresario manifestó que aunque la norma traerá enormes beneficios en lo que tiene que ver con la parte técnica y versatilidad de las construcciones, indicó que los evidentes sobrecostos afectarán la capacidad de compra para inmuebles toda vez que estos ajustes indexados por la nueva medida tendrán un impacto en los costos directos de los proyectos.  

“Si a estos valores se le suma el incremento de tasas emitidas por el Banco de la República, el asunto preocupa aún más para el futuro ya que la facilidad para adquirir vivienda de los estratos menos favorecidos se complicará pues serán esas capas sociales las más afectadas por estos incrementos debido a la nueva reglamentación”, explicó Díaz.  

Así las cosas, Oikos considera de suma urgencia revisar la medida con el fin de mejorarla con algunos cambios sustanciales dentro de los procesos constructivos.  

La firma afirma como “preocupante” que las citadas normas son tomadas del exterior en donde los requerimientos, las necesidades y el poder adquisitivo difieren de la situación colombiana.  

“Esperamos que los entes colombianos encargados de reglamentar esta nueva norma se tomen el tiempo para verificar, hasta donde debe ser implementada la medida para no generar sobrecostos en temas que no son requeridos de manera urgente”, sostuvo Díaz.  

El directivo de la firma inmobiliaria sostuvo que “algunos de estos temas en países desarrollados como Estados Unidos y en Europa son muy exigentes, como en el caso de la red de incendios, ya que muchos de los materiales utilizados son de alta combustión para mantener las temperaturas en los inviernos”.  

Señaló que estas exigencias en los sistemas de detección y extinción son de muy alto costo a tiempo que aclaró que para el capítulo Colombia en donde la mayoría de los materiales son de baja combustión, la normatividad podría ser menos exigente evitando trasladar el mayor valor a los compradores de inmuebles y permitiendo una mejor dinámica en la economía nacional.  

De no encontrar eco esta petición en el ejecutivo, dice Oikos,  la norma entraría a operar redundando en una inminente contracción de la demanda de todo tipo de inmuebles.  

Por otro lado, el Gerente General de Oikos dijo sobre el actual desarrollo de la economía que los inversionistas de naciones desarrolladas han visto grandes oportunidades hacia el futuro en países emergentes, lo que hace que miren con gran  interés hacia América Latina y obviamente a Colombia por su capacidad de renta, reglas de juego claras y estabilidad jurídica entre otros aspectos.    

“Colombia debe prepararse para una llegada importante de inversión extranjera y eso le hace mucho bien al crecimiento económico, a la generación de empleo y a los indicadores sociales, la verdad, la crisis exógena es una gran oportunidad para nosotros ”, concluyó.