lunes, 26 de septiembre de 2011

Mercados en ascenso ante las expectativas de que la UE incremente las medidas contra la crisis

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

La Bolsa de Toronto avanzaba a una sesión positiva este lunes, gracias a las esperanzas de que los líderes europeos puedan encontrar una solución a la crisis de deuda y evitar un impago de Grecia.

Últimas actualizaciones:

9:36 am – Tal y como sus futuros lo indicaban, las bolsas norteamericanas arrancaron la sesión de este lunes en verde. El Dow Jones subía 0,01% hasta los 10.772,84, mientras que el Nasdaq ascendía 0,27% y se ubicaba en 2.489,90. El S&P 500 se recuperaba 0,78% hasta las 1.145,33 unidades y el TSX de Toronto subía 0,24% para situarse en 11.490,73 (Bloomberg).

mercados-lunes-26-apertura

Más temprano: 

El dólar canadiense estaba arriba 0,19 centavos y se cotizaba a 97,33 centavos de dólar americano.

Los futuros en Estados Unidos también avanzaban por el hecho de que las autoridades europeas dijeron durante el fin de semana que Alemania y otros países ricos de la Unión Europea están presionando por una estrategia nueva que ayude a solventar el tema de la crisis de deuda, que amenaza con llevar a la recesión a las más grandes economías de Europa.

Cabe recordar que la semana pasada el TSX de Toronto retrocedió 7,5% lo que representa su nivel más bajo en un año, mientras que el Dow Jones cayó 6,5%.

Mientras tanto, El País reporta que las bolsas europeas están desafiando hoy la cascada de malos augurios acumulados en las últimas jornadas sobre el futuro económico y la situación de la banca con fuertes subidas en las plazas de referencia. Al inicio de una jornada que se preveía volátil, los mercados bursátiles del Viejo Continente, tras abrir en rojo, se han dado la vuelta apoyados, precisamente, en sus entidades financieras, quienes la semana pasada fueron el blanco de las ventas de los inversores junto a los valores industriales. Las subidas, además, se han disparado tras las declaraciones del comisario de Asuntos Económicos, Olli Rehn, a favor de ampliar el fondo de rescate, el cambio de tono de la canciller Angela Merkel sobre la quiebra de Grecia y las informaciones de la BBC sobre que el mecanismo de ayuda podría llegar a los dos billones de euros.

En la deuda, Aunque el foco del incendio –Grecia y su posible quiebra– sigue echando chispas, la situación era de estabilidad con ligeras mejoras en la prima de riesgo de España, que se reducía a los 340 puntos básicos. Este descenso era consecuencia de que el rendimiento de los bonos españoles a diez años se situaba en el 5,145%, en tanto que sus homólogos alemanes lo hacía en el 1,773 %.

La prima de riesgo de Italia también se movía a la baja y a la misma hora se situaba en 383 puntos básicos. Mientras, en el mercado de divisas, las dudas sobre el futuro de la eurozona sí estaban lastrando a la moneda única, que ha marcado un mínimo frente al yen de los últimos diez años. Con respecto al dólar, el euro se intercambiaba en su valor más bajo desde enero y marcaba las 1,34 unidades del billete verde.

En España, el Ibex 35 ha pasado de ceder en torno a un 2% a repuntar un 3,25% (11.10), con lo que se situaba holgadamente sobre la barrera psicológica de los 8.000 puntos. El rebote, que da continuidad a la fuerte subida del viernes por las expectativas de unaintervención del BCE para facilitar liquidez, estaba sustentada en la banca. Junto a ello, los bajos precios a los que han caído las compañías presentes en el selectivo español tras el correctivo acumulado en las pasadas sesiones también ayudaban a alimentar las compras.

A esa hora, Amadeus lideraba el ranking de mayores ascensos con un 5,75% seguido de Bankinter (4,35%) y Ferrovial (3,69%), mientras que las acciones de Telefónica repuntaban un 2,15%. Por su parte, Santander ganaba un 3,39% y BBVA un 2,78%. La más grande del selecitvo, Telefónica, también remontaba más de un 2%. En el lado de las pérdidas solo permanecían cuatro valores, Sacyr (1,79%), Abengoa (1,05%), REE (0,14%) y Técnicas Reunidas (0,08%).

En el resto de Europa, las Bolsas de referencia han seguido una evolución similar. Las subidas las lideraba el parqué de Milán con otro repunte del 3,2%. Por detrás, Fráncfort o París han sufrido más dificultades para dejar atrás los números rojos, aunque cerca de las 11.00 se sumaban al rebote con avances de más del 2%. En el caso de la principal Bolsa de Francia, también la banca destacaba entre las subidas con importantes recuperaciones de más del 8% para BNP o Société Générale. Sus homólogos alemanes como el Commerzbank o el Deutsche repuntaban un 8% y un 7%, aunque la aseguradora Allianz les superaba con una mejora del 9,5%.

En un efecto derivado del regreso del dinero a la renta variable y el aumento de las dudas sobre el crecimiento económico internacional, el oro y el petróleo han visto como sus precios se reducían con fuerza. En el primer caso, el metal, considerado como el valor refugio por excelencia, ha cedido un 15% de su valor en lo que va de mes tras marcar máximos históricos sobre los 1.700 dólares la onza. En una evolución más intensa, el barril de crudo está un 8% más barato que hace una semana y se vende a 103 dólares, aunque a primera hora ha llegado a bajar de los 102 dólares. Sin salir de las materias primas, los ajustes podrían continuar en el futuro inmediato, ya que, tal y como advierte el economista Nouriel Roubini, aún no están reflejando en sus actuales niveles el riesgo de una recaída en recesión.

Entre el abanico de actuaciones que podrían decidirse en los próximos días para ayudar a superar las turbulencias, la entidad financiera Bank of America, contempla que el Banco Central Europeo decida en su próxima reunión del jueves 7 de octubre bajar los tipos en medio punto porcentual desde el 1,5%. Con un origen más difuso, hasta el propio consejero austriaco del BCE, Edward Nowotny, ha afirmado hoy que «no se puede excluir» esta posibilidad, según informa la sección de mercados del Wall Street Journal a partir de informaciones de Market News International.

Según la misma agencia, la opinión de otro de los consejeros del BCE, el luxemburgués Yves Mersch, es diametralmente opuesta: «Estas locas expectativas solo demuestran que alguna gente ha perdido el norte». La semana que viene se celebrará el último consejo de gobierno del instituto emisor de la presidencia de Jean-Claude Trichet, que cederá el testigo al italiano Mario Draghi. El cambio al frente del organismo podría afectar a las decisiones sobre el precio del dinero.

«Algo tendrán que hacer», resumió ayer el multimillonario inversor George Soros en línea con las declaraciones del secretario del Tesoro de EE UU de que, si no se toman medidas, la quiebra de Grecia provocará una «suspensión de pagos en cascada» en Europa.

Fuente: CTV