jueves, 27 de octubre de 2011

Rescatan a joven tras 100 horas del fuerte terremoto que se registró en Turquía

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

El joven fue levantado en camilla por los especialistas y trasladado inmediatamente al hospital. «Alabado sea Alá, exclamaba el tío del rescatado.

El Mundo tiene la información:

Socorristas encontraron a un hombre con vida entre los escombros este jueves, más de cuatro días después de que un poderoso terremotodejara al menos 534 muertos en Turquía, mientras los supervivientes temían morir de frío a la intemperie y reclamaban más ayuda.

«Alabado sea Alá», exclamó el tío de Imdat, de 18 años, cuyo nombre significa «ayuda» en turco, en medio de gritos de alegría en Ercis, la ciudad más afectada por el sismo de magnitud 7,2 registrado el domingo en el este del país. Un equipo de rescate militar de Azerbaiyán liberó a Imdat después de excavar entre los restos durante más de dos días.

Un atisbo de esperanza

Tras pasar más de 100 horas enterrado vivo, el joven fue levantado en camilla por los médicos y transportado hasta una ambulancia que lo llevó de inmediato al hospital.

La dramática escena fue un breve momento de alegría después de un sismo que devastó pueblos y ciudades y dejó a miles de personas durmiendo al aire libre y al Gobierno luchando por entregar tiendas de campaña, alimentos y otro tipo de asistencia a las familias afectadas.

Algunos sobrevivientes acusaron a las autoridades de la región, de mayoría kurda, de otorgar la ayuda a los partidarios del gobernante AK y dijeron que después de hacer largas filas les informaron que no había más carpas. Otros señalaron que usureros las estaban acaparando para después revenderlas.

«Todos se están enfermando y mojando. Hemos esperado en la fila durante cuatro días y aún nada. Nos toca el turno y nos dicen que no tienen más», dijo Fetih Zengin, un agente inmobiliario de 38 años cuya casa quedó muy dañada en Ercis.

«Dormimos debajo de un pedazo de plástico insertado en unas placas de madera que encontramos. Tenemos 10 niños en nuestra familia, se están enfermando. Todos necesitan una carpa, está llegando la nieve. Es un desastre», agregó.

Medio millar de muertos

La cifra de muertos llegó a 534, con 2.300 heridos en el peor terremoto en más de una década en Turquía. La Administración de Desastres y Emergencia indicó que 185 personas fueron rescatadas vivas de edificios derrumbados.

Las búsquedas continuaban en algunos sitios, pero en otros los socorristas dejaron de trabajar. Los cuerpos de una madre y su bebé fueron sacados de un edificio durante la noche, según testigos.

Ayuda internacional

Respondiendo al pedido de carpas, casas prefabricadas y contenedores, comenzó a llegar la ayuda extranjera en los primeros aviones de carga desde Francia, Ucrania e Israel, a pesar de las tensas relaciones que mantiene con Turquía.

Una portavoz de OCHA dijo que Erzurum, una ciudad a 260 kilómetros al noroeste de Ercis, será el centro receptor de la ayuda internacional enviada por aire. Las autoridades pidieron a Van que funcione como centro para las entregas por tierra.

El gobernador de la provincia de Van, Munir Karaloglu, nombrado por el Gobierno central, rechazó las críticas a los operativos de rescate y dijo que el número de carpas distribuidas llegarán el jueves a 28.000, un número que consideró mucho mayor al necesario.

Críticas al Gobierno

El vicealcalde Cahit Bozbay, miembro del Partido Paz y Democracia pro-kurdo, hizo una sombría evaluación y criticó a la oficina del gobernador por no trabajar con las autoridades.

«Nos faltan carpas. Es un gran problema», dijo Bozbay. «Nos faltan suministros, pero honestamente la organización de la entrega de ayuda también es problemática», agregó.