domingo, 13 de noviembre de 2011

EE UU: Comité encargado de reducir la deuda aún no alcanza un acuerdo

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

El Comité especial del Congreso estadounidense debe encontrar la fórmula para reducir en 1,2 billones de dólares el presupuesto para los próximos 10 años. Deben hacerlo antes del 23 de noviembre.

El Mundo lo reportó así:

Los legisladores estadounidenses encargados de la reducción del déficit, quienes conforman el ‘Super Comité’, informaron este domingo que están pasando un momento difícil en las negociaciones, pero que intentarán llegar a un acuerdo antes del plazo límite de este mes.

El Comité especial del Congreso tiene la tarea de reducir en por lo menos 1,2 billones de dólares el presupuesto para los próximos 10 años, pero deben resolverlo antes del 23 de noviembre. Los republicanos y los demócratas aún no han sellado un acuerdo.

«El tiempo se está acabando, pero quedan unos días todavía. Podemos lograrlo pero no debemos perder el tiempo», dijo el senador republicano Patrick Toomey en ‘Fox News Sunday’.

«Es en un momento difícil. Creo que tenemos mucho camino por recorrer, pero espero que podamos cerrar este acuerdo rápidamente», dijo.

El presidente Barack Obama habló el viernes por teléfono con los líderes del Comité – la senadora demócrata Patty Murray y el representante republicano Jeb Hensarling – instando a que el cumplan con los plazos estipulados.

Condiciones impuestas

La Casa Blanca dijo que Obama podría bloquear cualquier medida que no cumpla con el recorte de 1,2 billones del gasto de Estado o hacer la sustracción automáticamente para el año 2013 si el comité no llega a un acuerdo.

«Esto es una montaña rusa», dijo Hensarling a la cadena de noticias CNN. «Pero no hemos perdido la esperanza».

Los republicanos se han mostrado reacios a permitir la subida de impuestos, y los demócratas no quieren llegar a un acuerdo de recortes en los programas de salud y de jubilación, por eso los aumentos de impuestos están sobre la mesa.

«Creemos que, francamente, incrementar los ingresos tributarios podría dañar la economía, pero en el contexto de una negociación bipartidista con los demócratas, no nos queda otra realidad», dijo Hensarling.