sábado, 19 de noviembre de 2011

Sindicatos se oponen a la contratación de inmigrantes temporales para proyectos del Plan Nord

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

El gobierno de Quebec tiene planes de abrir las puertas a cientos de inmigrantes temporales para que trabajen en los proyectos de su Plan Nord para el desarrollo de la región.

Pero una vez anunciada la medida, las voces de crítica no tardaron en levantarse. El sindicato del sector metalúrgico, el más grande del sector, se opone a esta medida alegando que el plan debería centrarse en ofrecer beneficios económicos permanentes para los miembros de las comunidades.

El Plan Nord del gobierno de Jean Charest cuenta con 11 proyectos mineros que necesitan de al menos 10.000 trabajadores.

El sindicato dice que cada vez son más las empresas que buscan fuerza laboral fuera del país, en la figura de trabajadores inmigrantes que vienen con permisos temporales. “Hablamos de ir a buscar inmigrantes en otros países. Encontramos eso deplorable porque tenemos gente aquí en Quebec. No existe carencia de mano de obra. Existe es carencia de mano de obra calificada”, dice Marc Thibodeau, representante del sindicato en Abitibi-Témiscamingue y del norte de Quebec.

El alcalde de Lebel-sur-Quévillon, Gérald Lemoyne, dice estar de acuerdo con las preocupaciones del sindicato, aunque admite que la llegada de trabajadores inmigrantes puede ser beneficiosa para la comunidad. “Cada vez son más lo que se mudan con su familia. Para nosotros ellos se convierten en Quévillonais, así como cualquier otro que vendría y participaría en nuestra economía local”.

Las empresas mineras admiten que la contratación de inmigrantes es una vía posible. “Si no podemos mantener los puestos con gente de Quebec o Canada, claro que vamos a mirar al exterior de Canadá”, dijo el director de la mina de zinc Langlois, Jason Morin.

Según cifras, 182.000 trabajadores extranjeros temporales llegaron a Canadá el año pasado. Para poder contratarlos las empresas deben respetar reglas muy precisas: deben comprobar un problema tangible de falta de mano de obra y que han intentado contratar a trabajadores canadienses.

Fuente: Radio-Canada 

Foto: Radio-Canada