miércoles, 28 de diciembre de 2011

¿Por qué tantos líderes suramericanos sufren hoy de cáncer? No son ellos solamente

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

Lideres politicos suramericanos, Cancer,

En efecto, sorprende sobremanera no solamente que líderes latinoamericanos sufran esta enfermedad, sino que también revela que nos enfrentamos a un flagelo de grandes magnitudes.

Hay una ingente cantidad de personas que padecen en silencio la enfermedad y no son noticia. Quizá es la hora de enfrentar el problema con la misma fuerza que una pandemia. Al fin y al cabo, las recientes pandemias de gripe aviaria y la gripe A (H1N1) ocasionaron menos víctimas que el cáncer.

El Mundo.es

El mal de los mandatarios sudamericanos

Cristina Fernández de Kirchner se une, lamentablemente, al ‘club’ de los mandatarios sudamericanos que saben lo que es enfrentarse a la dura noticia de padecer y tener que enfrentarse a un cáncer. La presidenta argentina, de 58 años, lo acaba de hacer público a través de su portavoz presidencial: será intervenida quirúrgicamente el 4 de enero de un carcinoma papilar. Fernández de Kirchner tiene un cáncer en el lóbulo derecho de la tiroides y le va a ser extirpado en el Hospital Austral de Buenos Aires, al igual que ella, otros cuatro líderes de la región han tenido que pasar por el mismo trance en los últimos dos años.

Dilma Rousseff

Otra mujer, la actual presidenta de Brasil, sufrió también el temible ‘mal’. En el caso de Dilma Rousseff, de 64 años, se trató de un tumor linfático y lo padeció antes de asumir la Presidencia. Fue exactamente en abril de 2009 -ya en la carrera presidencial- cuando anunció que le habían extirpado un tumor y que se iba a someter a un tratamiento de quimioterapia que no iba a afectar a su ritmo de trabajo. Recientemente, declaró que la «cuestión» de su cáncer ya estaba «resuelta», pero que seguiría sometiéndose a controles oncológicos rutinarios «cada seis meses». De hecho, su única preocupación en la actualidad es «adelgazar unos cuatro o cinco kilos».

Lula da Silva

El predecesor de Dilma Rousseff, su compañero de partido Lula da Silva, hizo público su cáncer este pasado otoño, después de dejar la Presidencia de Brasil. Famosas fueron las instantáneas en las que su mujer le afeitaba la barba y cabello con mimo. El cáncer de Lula (fumador empedernido) es de laringe y comenzó su tratamiento de quimioterapia hace sólo unos meses. El pasado 12 de diciembre, los médicos que tratan a Lula, de 66 años, informaron de que el tumor canceroso se había reducido un 75% gracias a la quimioterapia y que en breve comenzarían a aplicarle radioterapia.

Hugo Chávez

La enfermedad del presidente de Venezuela ha sido la más ‘seguida’ de Sudamérica: tanto por el inicial secretismo (desaparecido durante una larga temporada en Cuba) como por su regreso triunfal a Caracas, su irremediable cambio de ‘look’… Hugo Chávez, de 57 años, se recupera todavía del cáncer y le ha provocado anular más de una cita en su agenda presidencial, aunque el caudillo bolivariano insiste en que su salud ya es perfecta. El polémico presidente fue intervenido en La Habana de un cáncer de colon y no lo confirmó oficialmente hasta el 30 de junio. Recientemente, ha declarado que va a organizar una cumbre de jefes de Estado que han vencido al cáncer.

Fernando Lugo

El presidente de Paraguay sufrió un cáncer linfático que le fue detectado el verano de 2010. Fernando Lugo aceptó la invitación que le hizo entonces Lula da Silva para ser tratado en el Hospital Sirio-Libanés de San Pablo (el mismo donde está siendo ahora atendido Lula y donde también estuvo Dilma Rousseff). Después, se sometió a quimioterapia y se rapó al igual que lo hiciera ahora el ex presidente de Brasil y el líder venezolano. El cáncer de Lugo, de 60 años, era no-Hodgkin de baja malignidad y se lo detectaron tanto en la ingle, como en el tórax y la tercera vértebra lumbar. Acude periódicamente a sus revisiones en San Pablo, pero ha asegurado que está «completamente curado».