jueves, 22 de marzo de 2012

Comité entrega informe que recomienda legalizar la eutanasia en Quebec

Publicado en:
Ciudad
Por:
Temas:

Eutanasia en Quebec

Un nuevo reporte presentado ante los legisladores de Quebec recomienda permitir a los doctores de la provincia terminar la vida de pacientes con enfermedades terminales en circunstancias excepcionales.

Así lo señala un informe presentado ante la legislatura de Quebec este jueves. El documento es el producto de dos años de trabajo del Comité Morir con Dignidad, en el que participan nueve miembros de la Asamblea Nacional.

El reporte podría disparar una vez más el polémico tema de la eutanasia en Canadá.

Según reseña CTV, el suicidio asistido saltó a la palestra en 1992, luego del caso de una mujer de Columbia Británica que peleó en los tribunales su decisión de morir con la ayuda de los doctores. Finalmente perdió ante la Corte Suprema de Canadá. Aún así, la mujer, quien sufría del síndrome de Lou Gehrig, se suicidó con la ayuda de un profesional en 1994.

Desde entonces el tema ha sido fuertemente debatido en el país y en la provincia. El nuevo reporte del comité presenta 24 recomendaciones en temas como los cuidados paliativos y la eutanasia.

Según los expertos, los tratamientos paliativos deberían ser un derecho legalmente reconocido, el cual es suficiente en la mayoría de los casos para que la gente con enfermedades terminales muera de una manera digna.

De igual forma, piden al sistema de justicia no presentar cargos criminales contra los doctores que ayuden a las personas en fase terminal a ponerle fin a sus vidas. Aún así, están conscientes que es muy difícil que las leyes cambien para sacar la eutanasia de la lista de crímenes.

“Todos reconocen que hay huecos en el sistema y que podemos hacerlo mucho mejor”, dijo Maryse Gaudreault, vocera liberal y miembro del comité.

El informe propone soluciones para los habitantes de Quebec que quieren poner fin a su vida debido a sufrir una enfermedad terminal. Según el documento, tendrían que ser adultos que demuestren sufrir una enfermedad incurable y que no estén en capacidad de resistir el dolor físico y psicológico.

La petición debería venir de el propio paciente y tendría que estar certificada por dos doctores.

Foto: CTV