sábado, 28 de abril de 2012

¡Ya es suficiente! dijo Nicolas Sarkozy a Strauss-Kahn ante sus pretensiones de dar «lecciones de moral»

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

En respuesta a las acusaciones directas hechas por Dominique Strauss-Kahn en contra de Nicolas Sarkozy, acusándolo de ser el responsable de las acusaciones por el caso Sofitel, Sarkozy, ya estresado por la campaña presidencial que se le ha vuelto cuesta arriba, respondió agriamente a DSK que «ya es suficiente» y que no pretenda «dar lecciones de moral».

El Mundo.es

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha negado este sábado las acusaciones de Dominique Strauss-Kahn, en las que reactiva la teoría de una conspiración política en el asunto del Sofitel de Nueva York y le ha pedido que «se explique ante la justicia» y que se calle.

«¡Ya es suficiente! Le digo al señor Strauss-Kahn que se puede explicar ante la justicia y ahorrarse sus comentarios», ha dicho Sarkozy durante un mitin en Clermont-Ferrand donde ha ironizado con el ex jefe del FMI, y dando su «apoyo moral» a Francois Hollande, su rival.

«Respeto mucho la presunción de inocencia, pero cuando uno es acusado de lo que se le acusa y tiene un mínimo de dignidad, debe tener la decencia de callarse y no hablar para no caer en la indignidad», ha dicho ante varios miles de partidarios.

«Cuando pienso que durante todos los episodios escandalosos, vergonzosos: Nueva York, de Lille, el Carlton, el Paso de Calais, la derecha republicana y el centro tuvieron el honor de no interferir, de mantener su nariz fuera, de no hacer comentarios, ni observaciones sobre estas indignidades», señaló candidato de la UMP.

«Pero que en plena campaña electoral (…) el señor Strauss-Kahn, empiece a dar lecciones de moral y a indicar que yo soy el único responsable de todo lo que le pasó, ¡ya es suficiente!» dijo Sarkozy perdiendo los estribos.

En una entrevista con el diario británico ‘The Guardian’, DSK acusa a sus opositores de haber echado por tierra su candidatura a la presidencia por el caso del operador de Sofitel de Nueva York.

A los 62 años, DSK estaba a punto de convertirse en el candidato de la izquierda y principal adversario de Nicolas Sarkozy en las elecciones presidenciales, cuando las acusaciones de violación presentadas por Nafissatou Diallo, una camarea del hotel Sofitel de Manhattan, cambió su vida y llevó a su arresto en Nueva York, el 14 de mayo 2011.

Foto: elmundo.es