jueves, 3 de mayo de 2012

Taxista que atropelló a joven en Plateau fue liberado bajo fianza

Publicado en:
Ciudad
Por:
Temas:

Guercy Edmond taxi driver

Guercy Edmond, el taxista que atropelló a un joven el pasado fin de semana, como se vio en varios videos virales del incidente, fue liberado bajo fianza, según reportes del Montreal Gazette.

El juez Jean-Pierre Boyer de la Corte Suprema de Quebec declaró que el chofer de 47 años había claramente entrado en pánico luego del ataque y decidió liberarlo bajo fianza.

El juez declaró que la detención de cuatro días de Edmond fue escandalosa e injustificable. Boyer criticó al procurador de la corona, Josiane Laplante, por no haber ni siquiera visto los videos del accidente que se encuentran en YouTube.

“Todo Quebec ha visto los videos en la televisión. Yo los ví”, declaró Boyer. “El acusado no los ha visto, y me parece que es urgente que lo haga.”

El juez puso a Edmond en libertad a condición de un pagaré de $3.000 y otras condiciones. El taxista deberá regresar a la corte el 20 de junio, y hasta ese entonces no podrá tomar ningún cliente en el Bulevar St-Laurant, entre las calles Sherbrooke y St-Joseph, entre las 9 de la noche y las 6 de la mañana.

El detective de la Policía de Montreal, Frédéric Gagné, declaró que los videos publicados en YouTube solo muestran una parte de la historia.

Edmond, quien es de origen haitiano, dijo que recogió a los pasajeros “muy borrachos”, en la esquina de la calle Milton y St-Laurent. Al parecer, los clientes se molestaron porque había mucho tráfico y el taxímetro seguía andando. Uno de los pasajeros hizo comentarios sobre el origen del chofer, y le preguntó si en su país circuncidaban a las mujeres.

Cansado de esperar en el tráfico, el pasajero Benoit Kapelli, quien más tarde sería atropellado por el taxi, le dio un golpe en el pecho a Edmond y se bajó del carro sin pagar, según reportes de los testigos.

Kapelli luego procedió a pegarle patadas al espejo y a las puertas del carro, en el lado del conductor. Al parecer Edmond salió del carro con una botella de jugo de vidrio, pero entró de nuevo, mientras que los dos otros pasajeros sentados en la parte de atrás se bajaron, y también empezaron a darle patadas al vehículo, bloqueándole la salida.

Gagné declaró que Edmond empezó a manejar hacia al norte, y los muchachos lo siguieron. “Edmond dijo que perdió el control de su carro, pero no explicó por qué” declaró el detective Gagné, respondiendo a la acusación que Edmond deliberadamente chocó con un poste de electricidad cerca de donde Kapelli se encontraba.

Es en esos momentos que el incidente empezó a ser grabado. Es ahí cuando se ve que unos muchachos están golpeando el taxi. Segundos después, se ve al carro dirigiéndose hacia el este en la calle Rachel, y es ahí donde el vehículo aplasta a Kapelli.

Gagné declaró que Kapelli resultó con dos costillas rotas, el bazo y la vejiga perforada, y unas lesiones en los pulmones y en el estómago.

Edmond fue acusado por agresión armada y por haber abandonado la escena del accidente sabiendo que alguien estaba herido.

Mientras la Corte discutía el caso, un grupo de taxistas de Montreal se reunieron a las afueras para mostrar su apoyo a Edmond y para denunciar la falta de seguridad en la profesión de taxista.

Ari Percowitz, un taxista desde hace 46 años, declaró: “cada uno de nosotros tiene ese miedo dentro de nosotros, que nos recuerda que somos vulnerables”. Percowitz, junto con muchos de los taxistas que protestaron en la calle St-Antoine frente a la Corte, admitieron que los botones de alarma GPS que están instalados en los taxis no funcionan en tiempo real, lo cual impide a la policía rastrearlos a tiempo.

Mario Sabourin, el director del Comité sectoriel de main-d’oeuvre de l’industrie du transport routier au Québec (Camo-Route), dijo que su organización está en negociaciones con el Departamento de Transporte de Quebec para introducir un proyecto piloto este otoño para la instalación de cámaras en todos los taxis, como es el caso de Nueva York y Toronto.

Percowitz también declaró que las nuevas luces en forma de cúpula que están siendo instaladas en el techo de los taxis de Montreal, iluminan “911” cuando el chofer aprieta el botón de alarma. El problema es que estas luces no son visibles a la luz del día, bien que la mayor parte de los accidentes ocurren en la noche, según Percowitz.

El chofer veterano también señaló que los taxistas declaran alrededor de 50 accidentes por año, incluyendo robo o asalto, pero la mayoría de los incidentes no se reportan. Percowitz aconseja que los conductores empiecen a aceptar más tarjetas de crédito o cupones, para evitar cargar grandes sumas de efectivo en sus carros.

Foto: Captura de pantalla CBC.