martes, 12 de junio de 2012

Oklahoma City Thunder Vs. Miami Heat: La NBA se define en una final de alto vuelo

Publicado en:
Deportes
Por:
Temas:

La NBA está cerca de tener un nuevo campeón. Miami y Oklahoma City lucharán desde hoy por el título del mejor baloncesto del mundo en una final que tendrá todos los ojos puestos en Lebron James.

Informa así ABC

Muchos pusieron el grito en el cielo cuando la NBA eligió a LeBron James como mejor jugador de la temporada. El clamor popular veía en Kevin Durant, máximo anotador de la fase regular, a ese MVP. Un jugador menos espectacular, pero más efectivo que el de los Heat. El debate se ha arrastrado durante la postemporada. Se verán las caras, frente a frente, durante la final que enfrentará a partir de esta noche a los Thunder de Durant frente a los Heat de LeBron James.

Las dos figuras de la liga frente a frente en busca de un anillo que ninguno de los dos ha conseguido aún. Para el «6» de Miami, será su tercer intento. Fallidos los dos anteriores -en 2007 con los Cavaliers y el año pasado ya con los Heat-, James confía en que a la tercera sea la vencida. El equipo de Spoelstra sigue siendo aún conjunto de individualidades, pero el paso adelante de alguno de los secundarios, como Mario Chalmers o Shane Battier, les ha dado un plus que les ha llevado de nuevo a la antesala del campeonato.

Los Thunder son todo lo contrario. Alrededor de la figura de Kevin Durant, Scott Brooks ha sabido conjuntar un puñado de buenos jugadores hasta hacerlos funcionar como una máquina. Pequeñas piezas que se han hecho importantes apoyándose los unos en los otros. De Russell Westbrook -demasiado alocado por momentos en los playoffs, pero efectivo- a James Harden, pasando por un Serge Ibaka espectacular, cuya intimidación en la zona ha sido clave para que los Thunder superaran a los Spurs en la última ronda del Oeste. El pívot será el segundo jugador de la selección española en disputar una final de la NBA.

Será la primera también para la mayoría de los jugadores de los Thunder, pero aún así, y a pesar de que enfrente está la plantilla más lujosa de la NBA, los de Oklahoma parten con una pequeña ventaja en la lucha por el anillo que comienza esta noche.

Ventaja de campo para los Thunder

En una de las finales más igualadas de los últimos años, el factor cancha aparece como elemento desequilibrante. Si Miami quiere lograr el título deberá ganar al menos un partido en el Chesapeake Energy Arena de Oklahoma City, donde los Heat cayeron esta temporada por 16 puntos (103-87). Un precedente poco alentador para el conjunto de Spoelstra, cuya mirada está centrada en la recuperación de Chris Bosh, lesionado durante gran parte de los playoffs y cuyo concurso es vital para la franquicia de Florida, como se demostró en el séptimo partido de los playoffs frente a los Celtics.

Con él o sin él, lo cierto es que todos los ojos estarán centrados en LeBron y Durant. Los hombres que tienen la llave del anillo y sobre los que se sustenta la victoria en los momentos importantes. Suya será la gloria o el fracaso. Si pierde LeBron, su maldición comenzará a ser legendaria; si lo hace Durant, podría no volver a tener una ocasión igual. Es ahora o nunca. Dejen paso al espectáculo.

Foto Getty Images