viernes, 15 de junio de 2012

La fascinante historia de Nik Wallenda, el hombre que cruzará el Niágara en cuerda floja

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

Nik Wallenda cruzará el Niágara esta noche en cuerda floja

Esta noche, a las 10:00 pm (tiempo del este) Nik Wallenda caminará en una cuerda floja sobre las cataratas del Niágara. El evento será transmitido en vivo por el canal ABC, patrocinador del evento.

La historia de Nik Wallenda

Nik Wallenda viene de una familia de origen Austro-Húngaro. Sus ancestros practicaban los artes del malabarismo, el trapecismo y equilibrismo. Desde ese entonces, casi todos los miembros de su familia han sido parte de espectáculos que involucran diferentes maniobras temerarias.

La primera presentación oficial de la familia Wallenda ocurrió en 1928, cuando un gran conocido circo los contrató para un evento en el Madison Square Garden. Aquel acto les dio derecho a una ovación del público que duró 15 minutos.

En los años sesenta, los Wallenda se dieron a conocer por su famosa maniobra llamada “The Flying Wallendas”. Esta presentación consistía en dos pares de artistas que caminan en una cuerda floja.  Cada par carga a una otra persona sobre un palo, y estos dos últimos cargan al séptimo miembro. La famosa pirámide humana resultó en tragedia en 1962, cuando el error de uno de los equilibristas terminó en la muerte de dos y dejó a un tercero paralizado.

En los años cuarenta, la familia de Wallenda también estuvo involucrada en una tragedia. En 1944, durante una presentación en un circo de Connecticut, un incendio dejó a 168 personas muertas. Sin embargo, ninguno de los Wallenda resultó herido.

En 1945, Rietta Wallenda, cuñada del bisabuelo de Nik, murió en una caída en Nebraska. En 1978 el destino le tocó al mismo Karl Wallenda, cuando a sus 73 años murió en una caída haciendo un truco entre dos torres en Puerto Rico. En 2011, Nik y su madre Delilah rindieron homenaje a Karl haciendo su última maniobra en el mismo lugar donde falleció 33 años antes.

Por su parte, Nik Wallenda, nacido en 1979, se subió a una cuerda floja por primera vez cuando tenía sólo 2 años. Desde ese entonces ha ganado seis récord Guiness, el último en 2008.

El gran evento Walk The Wire

Nik Wallenda se lleva preparando toda su vida para el gran evento de esta noche. La cuerda floja sobre la cual estará caminando medirá 5 centímetros de diámetro. La cuerda está compuesta de un alambre en el centro, contornado por seis alambres de fibras de hierro. En total, la cuerda pesará alrededor de 8 toneladas.

Wallenda cruzará desde Goat Island, en los Estados Unidos, hasta Table Rock, el centro de visitantes de las cataratas ubicado en Canadá. Wallenda caminará a unos 67 metros de altura, y tendrá que cruzar un camino de 548 metros. El palo que cargará para ayudarle a mantener el equilibrio tiene 12 metros de largo y pesa 16 kilogramos.

Entre los principales factores de riesgo se encuentra la presencia de ciertas aves, específicamente los falcones peregrinos, que se habitan en los alrededores del lugar y podrían atacar si se sienten amenazados.

Historia de la cuerda floja en las Cataratas del Niágara

No es la primera vez que temerarios como Wallenda caminan en la cuerda floja sobre el Niágara. La primera persona fue Jean Francois Gravelet, también conocido como The Great Blondin quien cruzó varias veces en 1859. Una vez con los ojos tapados, otra vez con una persona encima y una vez en bicicleta.

En 1860, William Leonard Hunt, alias Signor Farini, cruzó con una máquina de lavar en la espalda, lavó ropa en el centro, la secó y luego cruzó al otro lado.

La única mujer que cruzó fue Maria Spelterina, en 1867, y lo hizo con una bolsa en la cabeza, cestas de duraznos en los pies y caminó en reverso.

Stephen Peer cruzó varias veces al final del siglo XIX, pero en 1887 su cuerpo fue encontrado en el río. Se cree que se cayó mientras estaba tratando de cruzar una noche.

Luego de esta noche, en total unas 10 personas habrán cruzado el Niágara en cuerda floja, incluyendo a Wallenda.

La última persona en cruzar había sido el joven James Hardy en 1896. Desde ese entonces, las cuerdas flojas se habían prohibido, hasta 2012, año en que Wallenda obtuvo la autorización.

Wallenda se mostró decepcionado de tener que ponerse una soga de su patrocinador ABC, pues sus antepasados no vestían esos dispositivos de seguridad.

Con información del National Post

Foto: Facebook de Nik Wallenda.