viernes, 15 de junio de 2012

Presidenta argentina pidió al Reino Unido que se siente a dialogar sobre las Malvinas

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

Cristina Fernandez Kirchner ONU Malvinas YouTube

“No pedimos que nos den la razón, que digan que las Malvinas son argentinas. Pedimos nada más y nada menos que se sienten en una mesa a dialogar”, dijo la presidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner durante una presentación ante el Comité de Descolonización de las Naciones Unidas, institución que como todos los años discute el tema de las Malvinas.

La diferencia de ahora es que es la primera vez que participa en el Comité un presidente de un país y que hoy justamente es el aniversario de la rendición de Argentina ante el Reino Unido, dando por terminada la guerra de las Malvinas de 1982, hace 30 años.

La otra diferencia es la presencia de Mike Summers y Roger Edwards, miembros de la Asamblea Legislativa de las Malvinas, que lanzaron duras críticas al gobierno argentino y sostuvieron que el año que viene realizarán un referéndum para ratificar su deseo de seguir manteniendo su estatus de pertenencia a Gran Bretaña.

Reporte de Clarín.com

En un discurso que creó enormes expectativas antes de ser pronunciado, la presidenta Cristina Kirchner tomó distancia ayer de la Guerra de las Malvinas a la que consideró producto de una decisión unilateral de la dictadura militar, y pidió al Reino Unido que se siente a negociar para resolver el conflicto de una manera pacífica. “No pedimos que nos den la razón, que digan que las Malvinas son argentinas. Pedimos nada más y nada menos que se sienten en una mesa a dialogar”, dijo.

Durante la tradicional reunión del Comité de Descolonización en que todos los años se discute el tema Malvinas, la Presidenta agregó, sin embargo, varios conceptos beligerantes. Al hablar del referéndum que los malvinenses realizarán el año que viene, preguntó por qué no van a hacer un referéndum en Afganistán o en Irán.

“Allí no encontraran a la Argentina…. nosotros estamos en Chipre, en Haití en misiones de paz” dijo.

También dijo que le había dado mucha vergüenza cuando hoy vio flamear en la puerta de 10 Downing St., en Londres, una bandera de la Islas Falklands, nombre que le dan los isleños a las Malvinas. “¿Qué pensaría el pueblo alemán o la señora Merkel si el 8 de mayo, fecha de la rendición incondicional de Alemania ondeara la bandera alemana por debajo de la bandera inglesa? ¿Qué pensaría Japón si el 15 de agosto el presidente Obama hiciera ondear la bandera japonesa en la Casa Blanca?”, preguntó.

Nunca antes la sala del Comité de Descolonización estaba tan llena. De hecho es la primera vez que este comité recibe a un presidente, que estuvo acompañada por una importante delegación que incluyó la presencia de dirigentes de la oposición.

La presencia de Cristina generó muchas expectativas sobre lo que podría llegar a anunciar. Pero al final en su discurso no hubo ninguna propuesta nueva.

Entre lo destacado del discurso de la Presidenta se escuchó: “Hubo negociaciones entre el Reino Unido y la Argentina, durante la tercera presidencia del presidente Perón (…) Nosotros queremos la reanudación de esas negociaciones”.

“Cuando yo veía en el 10 de Downing Street ondear la bandera de las Falklands, como las denominan, sentí vergüenza ajena, porque las guerra no se festejan”.

“¿Qué culpa tenemos los argentinos de los que pasó en marzo de 1976? (…) Nosotros no tuvimos nada que ver con esa dictadura, fuimos férreos opositores”.

“Si de referéndums se trata, ¿por qué no van a hacer un referéndum a Afganistán e Irak, a ver qué se piensa de lo que están haciendo? “Malvinas no es una cuestión bilateral, es una cuestión global (…) La ONU tiene diferentes estándares: si uno es miembro del Consejo de Seguridad, puede o no respetar una resolución”.

La novedad vino por el lado de los malvinenses. La sesión comenzó con una dura presentación de Mike Summers y Roger Edwards, miembros de la Asamblea Legislativa de las Islas que, a diferencia de otros años, criticaron al gobierno calificándolo de mentiroso.

“El gobierno argentino dice que lucha contra el colonialismo, sin embargo, quiere terminar con los derechos de nuestro pueblo, anexando nuestras islas y sometiéndolo a la dominación de un poder extranjero.

Lo que es exactamente la definición de colonialismo”, dijo. Y acusó al gobierno argentino de haber desencadenado una guerra económica contra el pueblo malvinense. Según Edwards mediante la convocatoria al próximo referéndum los isleños expresaran su deseo de mantener el status quo. “Será una verdadera acción de autodeterminación”.

Su colega Mike Summers acusó a los argentinos de “mentir ” “No había nativos en las Islas y no hubo ninguna población civil expulsada, como los argentinos quieren hacerles creer. Eso es simplemente una mentira”.

Al terminar su presentación Summers dijo que tenía una carta del gobierno de las Malvinas que invitaba al Gobierno a sentarse y escuchar los puntos de vista de los isleños. Summers intentó acercarse a la Presidenta cuando salía de la sala, pero no lo dejaron pasar. Al final el canciller Timerman le dijo que la dejara en la Embajada sin explicarle cuál. En conferencia de prensa, Timerman explicó sin embargo que Argentina solo negocia con Gran Bretaña.

Foto: YouTube