lunes, 20 de agosto de 2012

Elecciones Quebec: un debate con fuertes intercambios, una candidata que sorprendió pero sin ganador claro

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Debate Elecciones Quebec 2012

Este domingo se realizó el primer debate televisado de los líderes de partido de Quebec con miras a las elecciones del próximo 4 de septiembre.

Fue un intercambio intenso sobre cuatro temas principales, con acusaciones, una candidata que sorprendió y muchas preguntas que quedaron sin responder.

Los temas divididos en espacios de 30 minutos fueron: los desafíos económicos, la gobernabilidad, las políticas sociales y la identidad de Quebec.

Como era de esperarse, Jean Charest, quien ya tiene nueve años en el poder, tuvo que defenderse en gran parte del debate, aunque supo cuando atacar a su principal rival, la jefa del Parti Québécois, así como a la nueva amenaza, la CAQ de François Legault.

Por su parte, Françoise David, líder de Québec Solidaire, fue una gran sorpresa al mantenerse firme en su discurso y sabiendo pelear en el mismo terreno con políticos de mucha más experiencia.

Mensaje principal:

Los cuatro candidatos lograron mantener su visión a lo largo del debate, desde sus comentarios iniciales hasta la manera en que respondieron a las preguntas.

Jean Charest: se centró en destacar lo positivo de sus nueve años de gobierno sin dejar de entrever los peligros que, en su opinión, representa el PQ y la CAQ. Dijo que a pesar “de las dificultades” ha logrado cumplir los objetivos económicos y mantuvo su discurso de corte económico.

Pauline Marois: Dice que su misión será “limpiar al Gobierno de Quebec”. Su mensaje se basa en prometer corregir los errores de los liberales al tiempo que impulsarán políticas para fortalecer la identidad de Quebec.

François Legault: Dice ser la única opción que “hará la limpieza” pero que se preocupará en los verdaderos problemas de Quebec, como la economía, la salud y la educación. Se mostró como una opción intermedia entre los liberales y el PQ.

Françoise David: Mantuvo su discurso centrado en la justicia social, el medio ambiente y los derechos de las mujeres. Dice ser una opción completamente diferente a la del resto de los partidos “tradicionales”.

Economía:

Jean Charest tomó el timón, alegando que su gobierno ha logrado vadear la fuerte crisis financiera de 2008 y ha logrado mantener a la provincia en crecimiento. Dijo que los ciudadanos de Quebec  ahora tienen más dinero que en 2003, cuando tomó el poder.

“Hemos tomado buenas decisiones que nos han permitido salir bien parados en comparación a muchos otros lugares”.

François Legault atacó a Charest alegando el problema de la deuda que afecta a la provincia y dice que en líneas generales Quebec es cada día más pobre.

“Pasamos de ser la cuarta provincia de Canadá a ser la novena. Solo Prince Edward Island es más pobre que nosotros”.

Pauline Marois atacó la corrupción del gobierno de Charest y así mismo atacó a Legault señalando que sus pensamientos son “mágicos”, calificándolos de poco realistas. Sin embargo, sus adversarios destacaron que el PQ es el único partido que no ha presentado un plan económico.

“No estoy de acuerdo con un desarrollo del norte si este va a enriquecer a las mineras extranjeras. El desarrollo debe dar regalías a los québécois”.

Françoise David dijo que el desarrollo económico debe estar ligado a proyectos ecológicos y de energías renovables. Prometió una electrificación del sistema de transporte así como equilibrar el rol de la mujer en el mundo de los negocios.

“¿Cuánto va a invertir en la economía social?”, le preguntó a Charest.

Gobernabilidad

La mayoría atacó a Charest por los recientes escándalos de corrupción, aunque el Primer Ministro de la provincia respondió contra el Parti Québécois desempolvando el reporte Moisan, el cual evidenció que la tolda soberanista “cerró los ojos” ante las violaciones de una de sus candidatas en cuanto a la recolección de fondos para la campaña.

Marois dijo que no era verdad y preguntó en varias ocasiones a Charest sobre el caso de Tony Tomassi, quien estuvo involucrado en un caso similar. El primer ministro también vadeó las preguntas.

Legault habló sobre limitar los gastos de campaña, aunque fue encarado por Françoise David sobre los famosos $25.000 que la CAQ pide a sus candidatos.

Los candidatos no cerraron la puerta a formar alianzas en caso de un gobierno minoritario, siempre y cuando estén alineadas con su visión.

Políticas sociales

Legault fue el más atrevido al mantener su plan de garantizar un médico de familia a cada ciudadano de la provincia en sus primeros 12 meses de mandato. Una idea que fue atacada por Pauline Marois y Charest, quienes la consideran poco realista.

Marois prometió un médico de familia por ciudadano en cuatro años. Por su parte Françoise David atacó la privatización del sector de salud que ha realizado Jean Charest, aunque el Primer Ministro dijo que eso era verdad y que durante su gobierno el sector público de salud ha crecido.

Sorpresivamente, el tema de la educación no tomó sino unos cuantos minutos. Québec Solidaire sigue pidiendo una educación gratuita, mientras que el líder liberal dijo que el alza de la matrícula estudiantil era una necesidad y la medida que más beneficia a Quebec.

La identidad de Quebec

En la última parte del debate salieron a relucir los temas más delicados, especialmente el del posible referéndum sobre la soberanía de Quebec.

Marois se negó a dar una fecha para realizar la consulta en caso de que gane las elecciones. La jefa del PQ también atacó a los liberales por “ponerse de rodillas ante Ottawa”.

David comparte la idea de que Quebec se independice de Canadá, al igual que Marois, alegando que la provincia es víctima de un gobierno reaccionario como el de Stephen Harper.

Charest y Legault parecían en la otra acera, la de los federalistas. El Primer Ministro atacó a Marois por su intención de querer llamar a un referéndum y puso en tela de juicio la credibilidad de Legault. El jefe de la CAQ fue miembro del Parti Québécois y hasta hace unos años estaba a favor de la soberanía.

Pero Legault se defendió diciendo que el tema de la independencia no es la prioridad para los québécois. “En la calle no veo a nadie cuya principal preocupación sea hacer un referéndum. Quieren hablar de salud, de empleo, de educación”, dijo el líder de la CAQ.

¿Resultados? – Una opinión del autor

Jean Charest era quien tenía más que perder, sin embargo parece haber salido bien parado. Podríamos decir que no ganó, pero tampoco perdió.

Legault optó por un modo más agresivo. Puede ser una medida arriesgada pero que podría hacerlo subir algunos puntos. El líder de la CAQ parecía más interesado en quitarle votos al PQ que a los liberales.

Françoise David fue sin duda la sorpresa. La portavoz de Québec Solidaire lució firme en su primer debate. Si bien su propuesta parece lejos de la de la mayoría de los electores, logró sacar halagos de todos los sectores, incluido Jean Charest.

El buen resultado de David puede ser malas noticias para el PQ. Si sube en las encuestas será en detrimento de los votos soberanistas que podrían estar en las filas del Parti Québécois.

Marois supo presentar su propuesta pero no supo capitalizar su posición al frente de las encuestas. Fue quien dejó más respuestas sin responder y en pocas ocasiones habló de cifras. Si habría que decidir un perdedor, tendría que decir que fue ella.

Debate Elecciones Quebec 2012

Debate Elecciones Quebec 2012

Debate Elecciones Quebec 2012

Debate Quebec 2012

Debate Elecciones Quebec 2012

Twitter: @PabloJinkopablo@noticiasmontreal.com

Fotos: captura de pantalla Radio-Canada