jueves, 6 de septiembre de 2012

Niegan acceso a primera clase a familia por hijo de 16 años que tiene síndrome de Down

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

AA

Una familia del sur de California, Estados Unidos, decidió “botar la casa por la ventana” y compró boletos en primera clase, pero la aerolínea en la que viajarían les negó el acceso al vuelo porque su hijo tiene síndrome de Down, según informaron.

Joan and Robert Vanderhorst han volado con su hijo de 16 años, Bede, sin ningún problema en al menos 30 oportunidades, según Robert informó al New York Daily. Esta vez, decidieron gastar 625 dólares de más para ir en primera clase. “Mi esposa pensó ‘Bede nunca ha ido en primera clase. Se va a emocionar mucho”, contó Robert.

Cuando la familia estaba esperando para abordar en el aeropuerto de Newark, New Jersey, para regresar a casa en Porterville –el domingo pasado- un representante de American Airlines los puso a un lado y les dijo que Bede sería un “riesgo para el vuelo”.

Joan comenzó rápidamente a filmar el incidente en su teléfono. “Estamos siendo discriminados”, dijo llorando. Mientras tanto, Bede estaba sentado, tranquilo, jugando con su gorra.

“Se está portando bien. Está demostrando que no es un problema”, dijo Robert, quien es abogado, al oficial de la aerolínea.

“Nunca nos había ocurrido algo como esto. Fue tan fuerte. Bede suele ser nuestro amuleto. Siempre nos pasan buenas cosas cuando está con nosotros”, contó al diario americano.

El padre del joven afectado indicó que a él y su esposa les fue advertido que el comportamiento de su hijo podría interrumpir las funciones del piloto, pues primera clase está cerca de la cabina. Pero Robert insistió: “mi hijo no es diferente a otro niño de 4 o 5 años en su comportamiento”.

Un vocero de American Airlines dijo que el adolescente estaba agitado y corriendo por la puerta, por lo que indicaron que “no estaba listo para el vuelo”, según reporta la AP.  Pero Robert aseguró que su hijo no corrió ni hizo ruido durante su estadía en la terminal.

La familia fue escoltada desde la puerta por las autoridades portuarias y transferida a la sección de espera de los vuelos de United Airlines. No recibieron reembolso por su pago extra.

“Fue horrible y humillante. Nos trataron como criminales”, dijo el padre al Daily News.

La familia fue ubicada en la parte trasera del avión de United Airlines. “Fuimos entonces discriminados y segregados por segunda vez”, dijo Robert, quien planea demandar a American Airlines.

Mientras tanto, Bede estuvo tranquilo y diciendo “hola” a todo el que vio en el avión.

Foto: María Gabriela Aguzzi V – Noticias Montreal