jueves, 1 de noviembre de 2012

Eddie Sebrango dice adiós: el delantero cubano del Impact de Montreal anunció su retiro del fútbol

Publicado en:
Deportes
Por:
Temas:

Eduardo Sebrango Impact de Montreal

Eduardo Sebrango llegó a Canadá como cualquier otro inmigrante: buscando una carrera y una mejor vida. Hoy se retira del fútbol por la puerta grande, como un ícono del Impact de Montreal y con el cariño de toda una ciudad.

Luego de pensarlo, de analizarlo con su familia, el cubano-canadiense decidió colgar los botines luego de 14 años como futbolista profesional, una carrera que “comenzó tarde”, como él mismo admite, pero que estuvo marcada de logros y en la que se convirtió en un ejemplo para muchos futbolistas canadienses.

Este jueves el Impact anunció el retiro de Sebrango. Ahora inicia una nueva etapa de su carrera, en la que quiere mantenerse cerca de las canchas. “Estoy feliz y cómodo con mi decisión”, dijo en un comunicado el espigado delantero de 39 años. El futbolista de mayor edad que participó esta temporada en la MLS.

“Estoy satisfecho con toda mi carrera y mis logros. Termino mi carrera como jugador pero es el inicio de una nueva carrera. Estoy agradecido con el Impact de Montreal por darme mi primera oportunidad en la MLS y por creer en mi”.

Para “Eddie”, como es conocido en la ciudad, el haber jugado junto a figuras como Alessandro Nesta, Nelson Rivas, Matteo Ferrari y Marco Di Vaio fue “la guinda en la torta”.

VER MÁS: Eduardo Sebrango: el cubano inmigrante, el goleador del Impact, el “suertudo”

El sábado pasado Sebrango jugó sus últimos minutos como futbolista profesional tras entrar como substituto en el último partido de la temporada del Impact. El estadio entero se puso de pie y le dio una ovación a Eddie, aún sin saber si sería la última vez que verían su camiseta sobre el terreno.

“Los fanáticos han sido muy generosos conmigo desde que llegué a Montreal. Me siento parte de la comunidad de Montreal”, dijo luego de ese juego. Le faltó el gol, lo admite, el gol con el que quería despedirse.

Pasé toda la noche anterior pensando en eso, pasando imágenes de todo lo que podía suceder, en qué minuto iba a entrar. Tenía tiempo sin analizar un juego de manera visual como lo hice anoche (el viernes)”, señaló en el vestuario del Stade Saputo.

“Hubiera dado cualquier cosa por marcar un gol y terminar de esa manera”.

Esta última campaña de su carrera no fue fácil. “Emocionalmente fue muy difícil, por no haber podido jugar más. Muchas veces me desesperé, me sentía frustrado porque pensaba que merecía jugar más”, señaló. “Pero la gente me motivó mucho, diciéndome ‘estás en el Impact, ya eres historia’. Todo eso me hizo pensar que tenía que seguir adelante”.

Su futuro está cerca de las canchas, especialmente si es dentro de la organización el Impact, la cual considera su casa. “Me gustaría ser parte de la organización. El señor Saputo y Nick me respetan y yo quisiera trabajar en el nivel más alto del fútbol aquí en Montreal, donde pueda ayudar a los chicos y enseñarles lo que he aprendido”.

A Sebrango lo ayudó mucho sus experiencias con la Academia del Impact, además de sus estudios como preparador físico, lo que le permitiría abrir una nueva puerta en su carrera.

Faltó tiempo

Eddie comenzó a jugar tarde, lo admite. “Comencé en el fútbol a los 13 años allá en Cuba, lo cual era tarde. Además llegué aquí a Canadá con 26 años”, señaló.

“La situación allá en Cuba también afecta, porque realmente no puedes jugar como profesional, entonces cuando llegué tenía una desventaja. Si hubiera llegado con 17-18 años la historia habría sido completamente diferente. Sin embargo, estoy contento con la carrera que tuve y con el apoyo que siempre me dio la gente”.

Sebrango deja numerosos recuerdos en los fanáticos del fútbol en Montreal. Desde sus primeros pasos con el Impact, su noche histórica contra Santos Laguna, hasta la ovación del pasado sábado. A lo largo de la ciudad todos mandan el mismo mensaje: “Gracias, Eddie; merci, Eddie; thank you, Eddie”.

Twitter: @PabloJinko – pablo@noticiasmontreal.com

Foto: Impact de Montreal