viernes, 14 de diciembre de 2012

Canadá revela lista de 27 «países seguros» en el marco de nuevas reglas para refugios

Publicado en:
Inmigración
Por:
Temas:

Jason Kenney Inmigración Canadá

El ministro de Inmigración, Jason Kenney, dio a conocer una lista de 27 países que son considerados por Canadá como “seguros” ante las solicitudes de refugio que se realicen a partir de mañana 15 de diciembre.

Un día antes de que la ley C-31 sea implementada, Kenney informó que la lista está formada por 25 países de la Unión Europea, así como Croacia y Estados Unidos. México no se encuentra en la lista.

Quienes soliciten refugio de estos 27 países serán sometidos a un proceso más rápido de análisis de su expediente y no tendrán derecho de apelación ante una decisión negativa de parte de Inmigración Canadá.

Hungría, que ha generado una ola de solicitudes de la etnia Roma, está incluido en la lista, pero México, que era otro país que había generado un gran debate, no.

La lista completa:

  • Austria
  • Bélgica
  • Croacia
  • Chipre
  • República Checa
  • Dinamarca
  • Estonia
  • Finlandia
  • Francia
  • Alemania
  • Grecia
  • Hungría
  • Irlanda
  • Italia
  • Letonia
  • Lituania
  • Luxemburgo
  • Malta
  • Holanda
  • Polonia
  • Portugal
  • República Eslovaca
  • Eslovenia
  • España
  • Suiza
  • Reino Unido
  • Estados Unidos

Estos países se encontrarán en la que es llamada la Designated Country of Origin List. Se prevé que otras naciones sean incluidas en los próximos meses.

Cabe destacar que quienes lleguen al país para solicitar refugio provenientes de estos países enfrentarán las siguientes reglas:

-Tendrán menos tiempo para preparar su expediente antes de la audiencia.

-No tendrán oportunidad de apelar si la respuesta es negativa ante la nueva división de apelaciones de Inmigración Canadá.

-Tendrán solo 45 días hasta su audiencia si lo hacen ante una oficina de inmigranción, 30 días si lo hacen dentro del país.

-Podrán ser deportados más rápidamente una vez que la solicitud es negada.

-Podrán pedir una revisión judicial si su solicitud de refugio es negada, pero pueden ser deportados antes de una decisión adicional.

-No podrán pedir recursos humanitarios ni evaluación de riesgos de pre-deportación, hasta un año después de que su solicitud sea negada

-No tendrán acceso al sistema básico de salud ni de emergencia (más allá de un tratamiento por casos de seguridad sanitaria o que atenten contra la salud pública).

De acuerdo con el nuevo reglamento, los países son ubicados en la lista si la tasa de rechazo a quienes piden refugio de esas naciones es de 75% o tienen una tasa de abandono de 60%. Kenney, sin embargo, se ha reservado el derecho de ubicar cualquier país en la lista que sea democrático y que tenga un sistema judicial independiente.

De acuerdo con expertos en materia de refugio, esta nueva ley llevará a cometer más errores en el proceso y podría hacer que personas en riesgo enfrenten persecución o hasta la muerte en sus países de origen.

Más temprano

El ministro federal de Inmigración, Jason Kenney, debe revelar hoy, desde Ottawa, una lista de “países seguros”, en vista del reforzamiento de las reglas que se impondrán a partir de mañana 15 de diciembre a las solicitudes de refugio en Canadá.

Según Kenney, los cambios a la ley deberían permitir acelerar los procesos de refugio, pero, sobre todo, distinguir a los verdaderos necesitados de los fraudulentos, para así proteger a los canadienses y la soberanía del país.

“Gastamos tiempo y el dinero de los constribuyentes desde hace mucho tiempo por personas que no tienen necesidad de nuestra protección…y esto se hace a costa de quienes solicitan asilo de forma legítima”, ha asegurado el ministro.

La nueva ley prevé, por ejemplo, cortos períodos de análisis para las solicitudes de regufio o de apelación, si esta es rechazada.

En cuanto a la lista de países considerados como “seguros”, se prevé que esta permita a Ottawa negar de facto el refugio a quienes provengan de estos países, quienes no tendrán derecho de apelar la decisión ante la Comisión de Inmigración. Estos podrán pedir una revisión judicial en la Corte Federal, pero podrían ser deportados antes de que el tribunal se pronuncie por su expediente.

El ministro Kenney ha hablado en el pasado de la cantidad de personas originarias de democracias europeas pidiendo refugio. Canadá recibe más solicitudes de refugio de europeos que de africanos o asiáticos. En los últimos años, 95% de las solicitudes presentadas por los europeos son retiradas, negadas o abandonadas, según reseña Radio-Canada.

Mientras el debate respecto a las nuevas reglas crece, las asociaciones que defienden a los refugiados del país dicen estar preocupadas, porque califican la lista de naciones como arbitraria. Los militantes aseguran que esta reforma podría cambiar la percepción de Canadá en el mundo enviando un mensaje de que los extranjeros no son bienvenidos al país.

Kenney ha respondido que Ottawa acepta actualmente la décima parte de todos los refugios dados en el mundo, lo que hace que Canadá sea uno de los países que más recibe a este tipo de inmigrantes, luego de Estados Unidos.

Por su parte, los partidos de oposición a los conservadores han acusado al ministro de tomarse demasiados poderes. Según el diputado del NPD, Don Davies, la reforma “da un color político a los procesos que deben ser imparciales”.

Cabe recordar que con la nueva ley, los refugiados no tendrán, de ahora en adelante, más acceso a los mismos tratamientos médicos gratuitos a los que tienen derecho los ciudadanos canadienses.

¿Usted, qué opina en este debate?

Foto: Ministerio de Inmigración de Canadá