miércoles, 9 de enero de 2013

Señalan nuevamente a Air Canada por no cumplir con obligaciones del uso del francés

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Air Canada

El comisario de los idiomas oficiales, Graham Fraser, da la razón a 437 empleados de Air Canada que se quejaron ante su despacho. En un reporte final de investigación pública del cual Radio-Canada obtuvo copia, Fraser culpa a la aerolínea de haber fallado en sus deberes para con sus empleados que querían trabajar en francés.

Recordando a la empresa que debe respetar los derechos lingüísticos de sus empleados, el comisario insta a Air Canada a desarrollar un plan de acción en los próximos seis meses, para impulsar el bilingüismo de los miembros de su alta dirección.

Fraser entregó esta decisión, luego de haber recibido en febrero de 2011, una petición de los empleados de la empresa que denunciaba el hecho de que su patrón no pone a su disposición en la formación, en la supervisión, en los sistemas informáticos y en otras herramientas de trabajo,  los dos idiomas oficiales. Los trabajadores en cuestión trabajaban en la región de Montreal, en sectores como mantenimiento y reparación de aeronaves.

En abril del año pasado, denunciaron como ejemplo el caso de un empleado que pidió seguir un curso en francés, pero la solicitud fue rechazada. Por escrito, Air Canada le informó que podría sufrir serias medidas disciplinarias que podrían llevarlo hasta el despido si no asistía a los cursos en inglés. Al respecto, la empresa aérea declaró que los cursos no pueden ser dados en francés porque los manuales dados por los fabricantes de los aviones están en inglés.

Sin embargo, en su reporte, el comisario destacó que Air Canada tiene un formador bilingüe para este curso. “Las formaciones bilingües están presentes en Montreal para dar un apoyo a los empleados…”, dijo Graham Fraser.

Agregó que «Air Canada debe demostrar un compromiso claro de cara a sus empleados del sector de mantenimiento, tomando medidas concreta, en lugar de adoptar una interpretación minimalista de sus obligaciones respecto al idioma de trabajo”.

Los empleados se han quejado diciendo que la formación no es ofrecida en francés,  que los miembros de la alta dirección así como supervisores no pueden comunicarse en francés con sus empleados y que las herramientas de trabajo están disponibles solo en inglés.

Algunos de los trabajadores afectados, son de hecho, de Aveos Performance Aéronautique Inc. En virtud de un acuerdo entre Air Canada y Aveos, los empleados recibían su sueldo de la empresa aérea. En una investigación anterior, el comisario había dicho que estos trabajadores conservaban sus derechos en materia de la lengua en el lugar de trabajo. Fraser dijo que las denuncias de los 437 empleados eran válidas.

Pero en su reporte final, el comisario destacó que debido al cierre de Aveos, no pudo examinar la situación interna en esta compañía, la cual anunció su clausura en marzo de 2012.

No es la primera vez que Air Canada es señalada por el comisario de las lenguas oficiales del país. En octubre pasado, en su reporte anual, Fraser reveló que existían problemas recurrentes al seno de los organismos federales, entre ellos la aerolínea.

La respuesta de Air Canada

Ayer en la noche, la empresa reaccionó ante el reporte afirmando que ya tomó medidas para corregir la situación. Busca, sobre todo, contratar instructores francófonos. Algunas instrucciones al interior de las formaciones también se están traduciendo, pero  los manuales de mantenimiento dados por los fabricantes se mantendrán en inglés por razones de seguridad, ante el  temor a que se haga una mala interpretación.

Foto: Facebook – Air Canada (King Hui)