jueves, 7 de marzo de 2013

La ONU negocia con rebeldes sirios para liberar a los 21 cascos azules secuestrados

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

observadores-de-la-onu-secuestrados-en-siria

La ONU inició negociaciones con los secuestradores de 21 soldados de origen filipino y que pertenecen a los cascos azueles de la esta organización internacional.

Los soldados se encuentran retenidos por un grupo de rebeldes opositores al régimen sirio. Demandan que las tropas del Ejército se retiren de las ciudad de Jamla.

El País

La Organización de Naciones Unidas inició este jueves negociaciones con los miembros del grupo rebelde sirio Mártires de Al Yarmouk, que el miércoles secuestraron a 21 soldados de paz, de nacionalidad filipina, en la zona desmilitarizada junto a los Altos del Golan, ocupados por Israel en la guerra de 1967. Los milicianos rebeldes, que en principio avanzaron que tratarían a los cascos azules como prisioneros de guerra, han dicho este jueves que no tienen intención de causarles daño alguno.

Los milicianos habían pedido, a través de un vídeo publicado en la red de YouTube, que las tropas del régimen de Bachar el Asad se retiren de la villa de Jamla, en la provincia de Deraa, una zona, cercana a Israel, donde ha habido notables avances rebeldes en los pasados meses. El Observatorio Sirio de los Derechos Humanos, una organización opositora, dijo este jueves que el grupo rebelde le ha comunicado que, aunque no dañará a los soldados, no tiene intención de liberarlos hasta que las tropas de El Asad abandonen Jamla.

“El portavoz del batallón acusó [a los soldados] de trabajar ayudando al régimen sirio en su despliegue en la zona de los Altos del Golan, territorios ocupados”, dijo el Observatorio en un comunicado. “Esta zona ha sido tomada por los combatientes rebeldes tras los violentos enfrentamientos en los últimos días. Han resultado muertos 11 rebeldes y 19 soldados regulares, y un oficial desertó”.

Los soldados secuestrados pertenecen a la Fuerza de las Naciones Unidas de Observación de la Separación (FNUOS), creada en 1974 por el Consejo de Seguridad de la ONU para supervisar una zona desmilitarizada entre la frontera de Siria y los territorios ocupados por Israel en 1967. El contingente consta de 1.011 soldados, que en la actualidad proceden de los Ejércitos de Filipinas, India, Croacia y Australia.

El Secretario General de la ONU, Ban Ki Moon, condenó “enérgicamente” el secuestro en un comunicado emitido en la madrugada del miércoles. “La libertad de circulación y de seguridad de FNUOS deben ser respetadas por todas las partes”, dijo su oficina en un comunicado. En el mismo sentido se pronunció una larga lista de países, incluida China, que dijo a través de la portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores, Hua Chunying, que “cualquier agresión o amenaza a los observadores de paz de la ONU es inaceptable”.

En Israel ha cundido el nerviosismo por la creciente desestabilización en su frontera noreste, que en las pasadas cuatro décadas ha sido relativamente tranquila y estable. Un alto funcionario del Ministerio de Defensa de Israel, Amos Gilad, ha dicho en una entrevista en Israel Radio que su Gobierno no tiene intención de intervenir para liberar a los rehenes. “Coartar el movimiento de tropas en misión internacional es algo grave”, dijo. “Confiamos en que Naciones Unidas persuada a los rebeldes y, en última instancia, libere a los rehenes”, añadió.

Foto: Video Youtube