miércoles, 13 de marzo de 2013

Jorge Mario Bergoglio: un cardenal que se caracteriza por la austeridad se convierte en el nuevo papa Francisco I

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Papa Francisco I Vaticano

Jorge Mario Bergoglio, quien a partir de este jueves será Francisco I es uno de los 183 cardenales de la Iglesia Católica. Es miembro de la Compañía de Jesús y desde la muerte del papa Juan Pablo II el 2 de abril de 2005, fue considerado uno de los candidatos a tomar el lugar del Sumo Pontífice, cargo para el cual fue electo Joseph Ratzinger. Nació en Argentina el 17 de diciembre de 1936 . Es el actual arzobispo de Buenos Aires y primado de Argentina.

Bergoglio presidió la Conferencia Episcopal Argentina durante dos períodos.

Tiene 76 años y se cree que recibió la mayor cantidad de votos después de Joseph Ratzinger en la elección papal del 2005. Ha demostrado una aguda sensibilidad política durante su vida de enseñanza en Latinoamérica, donde se encuentra concentrado el mayor porcentaje de católicos del mundo.

Bergoglio es reconocido por haber modernizado la Iglesia argentina, la cual se había mantenido entre las más conservadoras de Latinoamérica. 

Medios locales dicen que se caracteriza por su austeridad: no ha vivido en la elegante mansión eclesiástica y ha optado por  una cama sencilla en un cuarto céntrico, el cual es  calentado por una pequeña estufa durante los días de invierno. Durante años se ha movilizado en transporte público por Buenos Aires e incluso se preparó sus propias comidas. 

Cuentan que con la edad ha disminuido un poco su actividad tras la extirpación de un pulmón generada por una infección que padeció de adolescente. Muchos lo consideran como moderado y con mentalidad flexible.

Cabe recordar que Argentina fue uno de los primeros países en aprobar el matrimonio entre homosexuales y esto no pudo ser impedido por Bergoglio. El nuevo papa tampoco pudo impedir que la presidenta del país sureño promoviera anticonceptivos e la inseminación artificial de forma gratuita. Cristina Ferrnández aseguró que la visión del cardenal era de la «época medieval y de la Inquisición» cuando Bergoglio sostuvo que las adopciones de niños por parte de homosexuales eran discriminatorias contra los niños.

«¿Es Bergoglio un progresista, un teólogo de la liberación? No. No es un tercermundista. ¿Cuestiona el FMI y el neoliberalismo? Sí. ¿Pasa mucho tiempo en las villas (vecindarios pobres)? Sí», se asevera en un perfil publicado por El Informador de México.

Francisco I fue duramente criticado por no haber enfrentado la dictadura militar del 76 al 83. «Jesús nos enseña el otro camino: salir a dar testimonio, salir a interesarse por el hermano, salir a compartir, salir a preguntar, encarnarse», dijo Bergoglio. «Clericalizar la Iglesia es hipocresía farisaica. La Iglesia del ‘vengan adentro que les vamos a dar las pautas acá adentro y lo que no entra no está’, es fariseísmo».

Foto: Captura de pantalla