jueves, 21 de marzo de 2013

El papa «no tuvo nada que ver con la dictadura», dijo premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

adolfo-perez-esquivel-y-el-papa-francisco

Adolfo Pérez Esquivel es quien más ha levantado su voz de protesta, por las embarazosas acusaciones que le han hecho al papa Francisco, desde «colaborador» con la dictadura argentina hastas que  «no hizo mucho» por defender a curas presos.

Pérez Esquivel, premio Nobel de la Paz, por segunda vez dijo hoy que el actual papa «no tuvo nada que ver con la dictadura», mucho menos que haya sido «cómplice».

Estas declaraciones las hizo Pérez Esquivel tras ser recibido hoy por su santidad, Francisco.

Informa Clarín.com

Francisco se reunió hoy con el argentino Adolfo Pérez Esquivel, premio Nobel de la Paz, quien reiteró que el flamante papa «no tuvo nada que ver con la dictadura» militar argentina y «no fue cómplice» del gobierno de facto.

«El papa no tuvo nada que ver con la dictadura, no fue cómplice de la dictadura, no fue de los obispos que estuvieron más en la avanzada por la defensa de los derechos humanos, aunque prestigió más una diplomacia silenciosa, de pedir por los desaparecidos y los presos», dijo Pérez Esquivel durante una conferencia de prensa tras el encuentro con Bergoglio.

El Premio Nobel de la Paz contó además que Francisco le “expresó preocupación por reducir los índices de pobreza en el mundo trabajando junto a los pobres«. Explicó así que “por este motivo me contó que optó por llevar el nombre Francisco como guía para su papado”.

«La reunión fue muy buena, hablamos de la situación general de la Iglesia, del mundo y de Latinoamérica«, afirmó el Premio Nobel de la Paz. Y agregó: “El papa me expresó su convicción por avanzar en la verdad, la justicia y la reparación del daño hecho por las dictaduras”.

Cuando voces cercanas al Gobierno aludieron a presuntas complicidades del ex arzobispo de Buenos Aires con la dictadura, Pérez Esquivel fue una de las primeras voces que salió en su defensa.

Las declaraciones del Premio Nobel de la Paz de 1980 –obtenido tras sus denuncias sobre las violaciones a los derechos humanos durante la dictadura militar– llegaron luego de que el diario Página/12 publicara una serie de notas en las que se sostenía que Bergoglio no defendió a dos curas jesuitas perseguidos durante la dictadura, que fueron detenidos y luego liberados.

Pérez Esquivel tuvo una primera reacción contundente ante la BBC: “Hubo obispos que fueron cómplices de la dictadura, pero Bergoglio no. Se lo cuestiona porque se dice que no hizo lo necesario para sacar de la prisión a dos sacerdotes, siendo superior de la congregación de los Jesuitas. Pero yo sé personalmente que muchos obispos pedían a la junta militar la liberación de prisioneros y sacerdotes y no se les concedía”.

En un artículo publicado en su sitio web fue algo más cauto: “Es indiscutible que hubo complicidades de buena parte de la jerarquía eclesial en el genocidio perpetrado contra el pueblo argentino, y aunque muchos con “exceso de prudencia” hicieron gestiones silenciosas para liberar a los perseguidos, fueron pocos los pastores que con coraje y decisión asumieron nuestra lucha por los derechos humanos contra la dictadura militar. No considero que Jorge Bergoglio haya sido cómplice de la dictadura, pero creo que le faltó coraje para acompañar nuestra lucha por los derechos humanos en los momentos más difíciles”, escribió.

Foto: Captura de pantalla / YouTube