viernes, 17 de mayo de 2013

Ley sobre el uso del francés: Los ministros De Courcy y Lisée envían carta a los anglófonos de Quebec

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Diane De Courcy Ministra Inmigración Quebec

Los ministros Diane De Courcy y Jean-François Lisée se preparan para un momento clave del actual gobierno del Parti Québécois, la votación sobre la reforma a la ley del uso del francés en Quebec.

Un tema que ha levantado fuertes debates y ha abierto viejas heridas en la provincia. Ante la presión, los dos diputados pequistas quisieron extender una mano a la comunidad anglófona de la provincia, una de las más críticas del proyecto de ley 14.

En una carta publicada en el diario The Gazette, la ministra de Inmigración de Quebec y el encargado de las relaciones con la comunidad anglófona, explicaron varios de los cambios que proponen en la nueva legislación, intentando calmar las aguas, aunque mantuvieron firme su discurso.

La primera parte del artículo acepta los errores tomados en principio con el proyecto de ley 14 y explican las posibles modificaciones. Especialmente aceptaron que el estatus bilingüe de las municipalidades no se determinará solo por el número de habitantes anglófonos, sino también por el pasado histórico de la región, así como la opinión general de sus ciudadanos.

Repitieron que el formato de trabajo de la Office Québécois de la Langue Française (OQLF) será revisado a fondo luego del escándalo del “Pastagate”, un “error que nos desconcertó como a todo el mundo”, escribieron.

También tocaron temas como el de los colegios en inglés para los militares de origen francófono, una de las exigencias de la Coalition Avenir Québec para apoyar el proyecto. De igual forma, hablaron sobre las prioridades en los Cégeps en inglés para los estudiantes anglófonos, los cuales han perdido puestos ante la gran cantidad de estudiantes francófonos que quieren seguir sus estudios superiores en inglés.

Sin embargo, los dos ministro del Parti Québécois mantienen que la reforma a la legislación es necesaria, ante el terreno que ha perdido en francés en varios sectores de la sociedad.

“Si bien el francés ha tenido un importante progreso desde la adopción de la Ley 101 en 1977, algunas tendencias son preocupantes y debilitan la habilidad de nuestra sociedad para atraer a un número suficiente de inmigrantes para que mantengan la mayoría de habla francesa, especialmente en Montreal”, explican.

De hecho, la inmigración ha hecho que se hable menos francés en los hogares de Quebec, pero también ha caído el número de casas donde se habla inglés. Por el contrario, cada vez más los inmigrantes de Quebec aprenden el francés y lo usan en su día a día junto con otros idiomas.

La carta cierra con un mensaje claro: si el Parti Québécois hubiera logrado una mayoría en el parlamento provincial, no habría sido necesario tanto debate y el gobierno habría aprobado la ley en una sentada.

Criticaron la postura del Partido Liberal en contra de la ley y la necesidad de tener que negociar con la CAQ para conseguir el apoyo suficiente en la votación, la cual se realizaría en junio.

“Nuestra meta principal, como lo señalamos el pasado otoño, y lo repetiremos tantas veces sea necesario, es asegurar la seguridad lingüística y vitalidad de la mayoría francófono, la comunidad anglófona y las Primeras Naciones”, señalan en el texto los ministros De Courcy y Lisée.

“La ley 14 existe porque una mayoría de francófonos siente que su seguridad cultural está en riesgo y son necesarias medidas más prudentes”, agregaron.

En los últimos meses la ministra de Inmigración ha recorrido la provincia presentando el proyecto. Incluso tuvo un encuentro con los medios de las comunidades inmigrantes para explicar las medidas que impulsa el partido soberanista.

Para leer la columna (en inglés) puede entrar aquí.

Foto: Pablo A. Ortiz / Noticias Montreal