viernes, 13 de septiembre de 2013

La PSLRB determina que el Gobierno Federal negoció de “mala fe” ante trabajadores diplomáticos

Publicado en:
Inmigración
Por:
Temas:

Diplomáticos Canadienses

Luego de varios días de análisis la Comisión de Relaciones Laborales del Servicio Público (PSLRB en inglés) determinó que el Gobierno Federal ha estado negociando en mala fe con el sindicato de trabajadores diplomáticos.

El organismo, que fue llamado para tratar de resolver el impasse entre gobierno y trabajadores llegó a una decisión este viernes. Se espera que en los próximos minutos publique el texto completo de su decisión.

El organismo, que tiene no tiene un poder vinculante pero sí moral, determinó que las precondiciones que puso la Comisión de la Tesorería de Canadá para entrar a un arbitraje no eran justas.

Sin embargo, el organismo no propone una solución precisa, sino llama a ambas partes a sentarse a negociar unas nuevas condiciones.

PAFSO / APASE, reaccionó a los pocos minutos a la noticia. “Los canadienses esperan que el Gobierno Federal negocie de manera respetuosa y en buena fe con sus propios empleados”, señala Tim Edwards, presidente del sindicato. “La decisión de hoy muestra que es tiempo de que el Primer Ministro y el Gobierno sean responsables y lleguen a un acuerdo negociado que ponga fin a esta dañina huelga”.

Sin embargo, el comunicado enviado por PAFSO / APASE no confirma en ningún momento las condiciones bajo las cuales se levantaría la huelga, solo esperan recibir un “tratamiento similar al que han recibido otros sindicatos en la mesa de negociaciones”.

Se espera que el Gobierno Federal presente su reacción en los próximos minutos.

La base del problema

Desde el pasado mes de abril el sindicato venía paralizando sus actividades de manera progresiva, hasta que finalmente los trabajadores en numerosas embajadas y consulados, así como en Ottawa, dejaron sus puestos de trabajo.

Su argumento principal es que en las actuales condiciones ganan entre $3.000 y $14.000 menos que el resto de los empleados públicos con funciones similares. Pero el Gobierno Federal considera que la última oferta que presentaron al sindicato es justa, pues toma en cuenta la cantidad de beneficios que los diplomáticos reciben al vivir fuera del país.

Las paralizaciones afectaron especialmente a los procesos de inmigración, desde estudiantes hasta residentes permanentes, lo cual ha tenido un impacto económico grande.

Sin embargo el ministro de Inmigración, Chris Alexander, confirmó a Noticias Montreal que las medidas tomadas por el gobierno para solventar la paralización tuvieron efecto. “Puedo decir que a pesar de los retrasos todos los estudiantes pudieron llegar a sus clases a tiempo. Si no fue así estoy seguro que fue por una solicitud que se presentó incompleta o no se presentó a tiempo”, señaló Alexander.

Foto: Twitter – @pafsoapase