viernes, 20 de septiembre de 2013

Ciudadanía canadiense: El juramento a la Reina no viola la Constitución, según corte

Publicado en:
Inmigración
Por:
Temas:

Caremonia Juramentacion Ciudadania Canadiense

Prestar juramento ante la Reina Isabel II podría violar ligeramente la libertad de expresión, sin embargo no deja de ser constitucional. Así lo determinó la Corte Superior de Ontario.

El juez Edward Morgan presentó este viernes su sentencia en relación a una demanda que introdujeron tres residentes permanentes, quienes señalaron que el requisito de jurar lealtad a la Reina era discriminatorio e injusto.

Sin embargo, para el juez los requisitos de ciudadanía están dentro de la legalidad y no violan los derechos constitucionales ni discriminan, ni tampoco están en contra de los derechos de libertad religiosa y creencias. Sin embargo, admitió que el juramento puede representar un “discurso forzado”.

Pero esto está dentro de los “límites razonables” de la libertad de expresión, los cuales, según la Constitución, son justificados en las sociedades libres y democráticas. El juez también calificó que la postura de los demandantes sobre el juramento es exagerada.

Selwyn Pieters, abogado de los demandantes, dijo a la agencia Canadian Press que están analizando si apelar la decisión. De momento dicen estar en contra de la decisión pero aplauden “el descubrimiento de que el juramento viola la libertad de expresión”.

La ley de ciudadanía de Canadá señala que una de las obligaciones es recitar el juramento, el cual en una parte dice que las personas “serán fieles y llevarán una verdadera lealtad a la Reina Isabel II, Reina de Canadá, a sus herederos y sucesores”.

Los demandantes, quienes han sido residentes permanentes por varias décadas, dicen que rendir lealtad a Canadá debería ser suficiente. De igual forma, dicen que los inmigrantes que se naturalizan son los únicos que deben rendir juramento a la Reina, pues los canadienses de nacimiento no lo hacen.

Se trata de Michael McAteer, un periodista retirado con casi 50 años viviendo en Canadá. Junto a él se unieron Dror Bar-Natan, ciudadano israelí, y Simone Topey, de Jamaica.

Pero para el Gobierno Federal es un requisito completamente lógico, pues así ha sido desde que la Confederación fue creada.

Legalmente Canadá es una nación que tiene a la Reina Isabel II como Jefa de Estado, pero su representante es el Gobernador General, quien a su vez es nombrado por el Primer Ministro.

De igual forma, el gobierno argumentó que los demandantes están en Canadá por decisión propia y eso protege sus derechos y visiones políticas y religiosas.

Foto: Pablo A. Ortiz / Noticias Montreal