lunes, 7 de octubre de 2013

Ministro de Relaciones Exteriores de Brasil convoca al embajador de Canadá por acusaciones de espionaje

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

CSEC Canadá Espionaje Brasil

Actualización: 3:41 pm El ministro de Asuntos Exteriores de Brasil, Luiz Alberto Figueiredo Machado,  convocó al embajador de Canadá en Brasil, Jamal Khokhar,  por acusaciones de espionaje, según confirmó un funcionario canadiense, reseña CBC.

Se trata de una medida diplomática seria que se realiza un día después del reporte especial presentado por Globo, en el que se indicó que documentos revelados por Snowden demuestran que varios sectores del país emergente fueron espiados, no sólo por EE UU y el Reino Unido, sino por Canadá.

Noticia en desarrollo

Más temprano

El escándalo sobre el espionaje de la NSA parece estar manchando a Canadá también. Según un nuevo reporte, el Gobierno Federal habría espiado al Ministerio de Energía y Minas de Brasil.

Este domingo el canal Globo de Brasil presentó un reporte especial, en el que señalan que documentos revelados por Edward Snowden demuestran que varios sectores del gobierno del país más grande de Suramérica fueron espiados por países como Estados Unidos, el Reino Unido y también Canadá.

Específicamente las informaciones reveladas por Globo, junto con la ayuda del periodista Glenn Greenwald, señalan que el Centro de Seguridad de las Comunicaciones de Canadá (CSEC en inglés) siguió de cerca la información que corría a través de emails y teléfonos vinculados al Ministerio de Energía y Minas de Brasil.

El informe señala que un software llamado Olympia habría permitido a los servicios de inteligencia canadienses tener datos secretos de las autoridades brasileñas.

Los datos revelados por Snowden incluyen una presentación que habría preparado alguien dentro del CSEC, en la cual se hace referencia al Ministerio de Energía y Minas de Brasil como un “blanco” y se dan detalles de la estrategia de inteligencia para, presuntamente, obtener información de sus operaciones y su estrategia económica.

La nación suramericana se ha convertido en un importante aliado para Canadá en materia económica. Cada vez más exportaciones salen del país hacia el sur del continente, en parte motivadas por el sólido crecimiento que ha registrado la nación que dirige la presidente Dilma Rousseff.

Sin embargo, las acusaciones del programa de Globo sorprenden a muchos, especialmente tomando en cuenta el bajo perfil que ha tenido el CSEC desde que aparecieron los reportes sobre espionaje.

Según el diario The Globe and Mail, este órgano del Gobierno Federal cuenta con un presupuesto de $350 millones y 2.000 empleados. En la actualidad están construyendo una nueva sede en las afueras de Ottawa, valorada en cerca de $1.000 millones.

La legislación que rige a este ente federal dice que sus mandatos son tres: proteger las comunicaciones del gobierno canadienses, ayudar a otras agencias de seguridad y recopilar “datos de inteligencia extranjeros”.

La agencia AP contactó a la oficina del Primer Ministro de Canadá, pero no obtuvieron ni una confirmación ni una negación. “El CSEC no hace comentarios de actividades o capacidades específicas en cuanto a inteligencia extranjera”, señaló Jason MacDonald, vocero de Stephen Harper.

Al parecer esta presentación hecha por el CSEC fue compartida en algún momento con la NSA de los Estados Unidos y de esta manera fue obtenida por Snowden entre los miles de documentos que reveló en medio del escándalo de espionaje.

Las láminas hacen referencia al Ministerio de Energía y Minas de Brasil como un “nuevo blanco a desarrollar”, aunque admiten tener “acceso limitado/conocimiento”.

La presentación habla también de teléfonos inteligentes específicos de ciertos miembros de este ministerio, los cuales serían identificados bajo grandes procesos de alta tecnología. De igual forma la presentación hace referencia a filtraciones en servidores de correo electrónico.

El escándalo de la NSA ha enturbiado las relaciones entre la presidenta Dilma Rousseff, quien canceló una visita a Washington hace unas semanas. De igual forma, hizo referencia al tema durante la más reciente Asamblea General de la ONU, en la que criticó las prácticas de la NSA.

Estas nuevas acusaciones que apuntan a servicios de inteligencia canadiense podrían también afectar las relaciones del gobierno de Stephen Harper con su importante socio latinoamericano. El propio ministro de Asuntos Extranjeros, John Baird, había viajado el mes pasado a Brasil y desde hace meses el Gobierno Federal ha manifestado la gran importancia que tiene el país suramericano para el desarrollo económico.

Foto: Pablo A. Ortiz / Noticias Montreal