martes, 8 de abril de 2014

España intenta saldar una deuda histórica:Ofrece la nacionalidad a descendientes de judíos sefardíes

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

diaspora-judia

Hace algún tiempo empezó a circular en internet una larga lista de apellidos, la mayoría de ellos españoles a simple lectura, pero que están relacionados con personas de origen judío.

La lista tenía una introducción que podríamos resumirlo de este modo: si su apellido figura aquí podría ser que pertenezca a alguna familia judía, que en 1492 fue expulsada de España. Ergo, usted podría pedir hoy en día la nacionalidad española.

Además, esta nacionalidad para algunos de los judíos sefardíes podría ser entregada sin necesariamente residir en España.

Demasiado bueno como para poner en duda la veracidad de la indicada lista. Sobre todo cuando apellidos como Ortiz o Díaz, que corresponden a quien escribe esta nota, figuran en esa relación; y si bien por ejemplo el apellido Ortiz tiene sus raíces en Castilla de España en el siglo XII y después familias en Santander, Burgos, Vizcaya, Aragón y Navarra, jamás se habría relacionado con un parentesco judío.

La lista, por tanto, parecía banal o alguna trampa «cazabobos», de las millones que circulan por internet.

Sin embargo, la susodicha «lista» sí tiene un asidero real.

En efecto existe un anteproyecto de ley que en breve deberá ser discutido en el parlamento español para enmendar lo que hoy se percibe como un «error histórico», cometido a raíz del edicto de los Reyes Católicos en 1492, mediante el cual obligaba a los judíos -establecidos en España desde hacía 1.500 años- a convertirse al catolicismo o abandonar el país.

La mayoría abandonó España y fueron a dar al norte de África, los Balcanes y los territorios del Imperio Otomano, para posteriormente extenderse por el mundo.

El anteproyecto de ley consiste en legislar y establecer los mecanismos para facilitar el otorgamiento de la nacionalidad a los judíos sefardíes.

Foto: Captura de pantalla – Youtube