domingo, 13 de abril de 2014

La Conference Board of Canada cree «poco probable» que los Expos regresen a Montreal pronto

Publicado en:
Deportes
Por:
Temas:

Beisbol Montreal Estadio Olimpico

Los fanáticos del beisbol de Montreal podrían tener que esperar más de lo deseado para ver un equipo volver a la ciudad, según lo señala un informe de la Conference Board of Canada.

El organismo publicó hace unos días un estudio sobre la viabilidad de un equipo de Grandes Ligas en Montreal, luego del éxito que tuvo los dos partidos de pretemporada que protagonizaron los Azulejos de Toronto y los Mets de Nueva York en el estadio Olímpico.

Para la Conference Board of Canada, varias realidades de la ciudad, junto a la situación de la Major League Baseball, dificultan el regreso de un equipo, 10 años después de que los Expos se mudaran hacia el sur.

Dos factores son los que dificultan el proyecto: la falta de un estadio y la realidad financiera de la liga.

Sobre el hogar para un potencial equipo, las autoridades han debatido mucho. La única forma en la que se motivaría una audiencia constante y numerosa al estadio es si éste está ubicado en el centro de Montreal y si cumple con los requisitos de modernidad y servicios que marcan la pauta en la actualidad.

Esto obligaría la construcción de un nuevo estadio, un proyecto en el que sería necesario el apoyo del gobierno, tanto provincial como federal.

La segunda piedra en el camino es la realidad financiera de las Grandes Ligas. Un equipo montrealés necesitaría de una fuerte inversión para poder armar una nómina de jugadores llamativa y competitiva, los factores que mantienen a los fanáticos en el estadio.

Pero la realidad económica de Montreal, según cifras de 2013, harían que un eventual equipo tuviera una plantilla valorada en unos $65 millones, con lo que se ubicaría por debajo de la media de la MLB.

Esta situación, junto a la necesidad de un estadio, llevaría la inversión inicial por encima de los $1.000 millones.

«Montreal tiene hoy las condiciones de mercado necesarias para ser hogar de una franquicia de la MLB», señala Mario Lefebvre, uno de los autores del estudio. «Pero las condiciones competitivas del béisbol lo hacen poco atractivo para la mayoría de los potenciales inversionistas. A menos que aparezca un propietario con bolsillos bien profundos y dispuesto a perder dinero, tememos que el béisbol no volverá pronto a la segunda ciudad más grande de Canadá».

Hace unos meses otro estudio remarcaba la viabilidad de este proyecto, pero también aclaraba que sólo será posible si cuenta con apoyo gubernamental y con un inversionista arriesgado.