miércoles, 16 de abril de 2014

Masacre en Calgary: «Todos quedamos en shock. Kaiti era muy sociable y amable»

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Masacre en Calgary

Calgary amaneció de luto, llorando a las cinco víctimas de lo que ha sido calificado como la «peor matanza en la historia» de la ciudad al oeste de Canadá.

Mientras, la policía todavía intenta unir las piezas para determina qué llevó a Matthew de Grood, de 22 años, a asesinar a cinco jóvenes con un cuchillo en medio de una fiesta entre estudiantes universitarios.

La policía no ha confirmado las identidades de las víctimas, aunque en los distintos medios ya han sido identificados. Se trata de Kaiti Perras, Lawrence Hong, Josh Hunter, Zackariah Rathwell y Jordan Segura.

Todos tenían poco más de 20 años.

«Kaiti era muy sociable y amable»

A Sammy Aretuo, venezolana residenciada en Calgary, esta masacre la toca muy de cerca. Como inmigrante que viene del segundo país más peligroso de Latinoamérica (según las más recientes estadísticas de la ONU), compartió a través de las redes sociales la noticia, destacando lo tranquilo de la ciudad en la que ahora reside y sin poder evitar la comparación con su Venezuela natal.  No sabía entonces la identidad de las víctimas. Horas más tarde, todo cambió.

«Eran como las 10:30 pm (del martes) cuando estábamos ordenando la tienda con tres muchachas más y nos llama nuestra jefa de cierre. Se puso a llorar y dijo que la acababan de llamar diciéndole que Kaiti fue una de las que falleció. Todas quedamos en shock«, comentó Sammy a Noticias Montreal. Ambas trabajaban en una tiendaAnthropologie, ubicada en el centro comercial Chinook.

Sobre Kaiti Perras, Sammy Aretuo comentó que se trataba de una joven muy sociable y amable. «Era chévere hacer guardias con Kaiti, porque en momentos de mucho estrés ella ayudaba mucho y conversaba para aliviar el rato«.

Para esta periodista venezolana el hecho de que venga a ser «tocada» por la violencia en un país como Canadá le resulta algo más que sorprendente. «Extraña lo que pasó porque ésta es una ciudad muy tranquila donde no es común ver estas masacres. También es extraño porque uno está acosumbrado en Venezuela a que algún conocido sea víctima de la violencia, pero no esperé que me pasara aquí (en Calgary)».

Rinden honores

Este martes unos 500 estudiantes de la Universidad de Calgary realizaron una vigilia para rendir honor a las víctimas de la tragedia que sacudió a toda la ciudad.

La presidenta de la casa de estudios, Elizabeth Cannon, señaló que el mundo había perdido a cinco «brillantes, prometedores y bellos jóvenes». Por su parte, el alcalde de Calgary, Naheed Nenshi, pidió a todos los ciudadanos estar unidos en este momento de luto.

«Nos unimos para lamentar las cinco vidas perdidas. Nos lamentamos que otra vida haya caído en la oscuridad y será difícil para nosotros como comunidad«, señaló Nenshi.

Mientras, la policía busca armar el rompecabeza. De Grood fue arrestado y enfrenta cinco cargos por homicidio en primer grado.

El sospechoso es hijo de un oficial de policía de Calgary con más de 33 años de servicio. El joven no tiene antecedentes criminales y se desconoce qué pudo haberlo llevado a cometer un crimen de esta magnitud.

De igual forma la policía no ha encontrado indicios de algún altercado que haya generado el ataque. Tampoco hay evidencia de que las drogas o el alcohol hayan sido un factor en los asesinatos.

«Esa es una de las cosas que estamos investigando, tratando de determinar si hubo algo que haya precipitado el incidente», señaló Rick Hanson, jefe de la policía de Calgary. «Pero para nuestro conocimiento hasta ahora, no hay nada que indique que algo así sucedió más temprano en el día».

Con información de María Gabriela Aguzzi V. / Grupo NM

Foto: Vía CTV (de izquierda a derecha – Zakaraiah Rathwell, Kaiti Perras, Jordan Segura, Laurence Hong y Johs Hunter)