lunes, 23 de junio de 2014

EE UU inicia «ofensiva diplomática» para combatir insurgencia yihadista en Irak

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

john-kerry-llega-a-bagdad

El secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, que había iniciado ayer una gira diplomática por Oriente Próximo y Europa -que no incluía Irak- llegó sin embargo hoy de sorpresa a este país, en un intento por calmar la animosidad sectaria que se han desatado en el territorio, tras la salida de las tropas estadounidenses.

Su estancia durará solo alguna horas.

Kerry intentará presionar al gobierno iraquí que dirige el primer ministro Nuri al Maliki, para que abra el abanico político hacia la participación de las corrientes suníes y kurdas. El gobierno de Maliki es de mayoría chíi.

El pedido de Kerry también será realizado ante el presidente del parlamento iraquí, Osama al Nuyaifi y ante el influyente clérigo chií, Emar al Hakim.

De esta manera Jonh Kerry intenta frenar el avance yihadista del las milicias del Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL o ISIS), que tras capturar la ciudad de Mosul, intentan penetrar hacia Bagdad para hacerse del control del país.

La ofensiva del EIIL se extiende rápidamente. Hoy mismo, la insurgencia yihadista asaltó, cerca de la ciudad de Hillah, en la provincia de Babel, un tren que trasportaba presos. Resultaron muertas 69 personas, la mayoría presos y también algunos de los asaltantes.

También el EIIL capturó un puesto militar de Turaibil, en la frontera con Jordania y otro puesto fronterizo con Siria. Asimismo los yihadistas habrían tomado el control del aeropuerto de Tel Afar, al norte del país, cerca de Mosul y de la frontera con Siria.

Kerry después que salga de Bagdad, se dirigirá a Arbil, para reunirse con Masud Barzani, presidente de la región autónoma del Kurdistán. Los kurdos, quienes también se sienten apartados del poder central de Bagdad, han resultado unos aliados inesperados para las tropas de AIIL. Los kurdos se han hecho del control de la provincia de Kirkut, al norte del país.

Se teme que el conflicto entre suníes y chiíes convierta al Oriente Medio en un nuevo polvorín: por un lado, con Arabia Saudí y otros países del Golfo Pérsico, apoyando financieramente a los suníes insurgentes de Irak. Y, por otro, sin saberse cuál será la reacción del otro vecino de Irak: el Irán de los ayatolas, los más conservadores del islamismo chií.

Foto: Youtube