domingo, 13 de julio de 2014

Final del Mundial 2014: Cinco puntos claves de la victoria de Alemania ante Argentina

Publicado en:
Mundial 2014
Por:
Temas:

Alemania campeón 2014

«El fútbol es un juego simple: 22 hombres corren detrás de un balón durante 90 minutos y al final siempre ganan los alemanes». La frase histórica de Gary Lineker demostró ser más válida que nunca.

Alemania bordó su cuarta estrella a su escudo y lo hizo en el Maracaná, en tierras que los europeos no había podido conquistar durante décadas y décadas de mundiales.

Pero un gol -mejor dicho, golazo- de Mario Götze pareció darle lógica a uno de los mejores mundiales de los últimos años. Argentina llora tras perder el premio que llegaron a oler y casi sentir en sus manos.

¿Por qué ganó Alemania? Aquí cinco puntos claves:

Unidad

Elegir el mejor jugador de Alemania fue a lo largo de este mes una tarea casi imposible. Todos marcaron, todos atacaron y cuando una pieza falló, otra la reemplazó con igual o mejor resultado. Una muestra clara fue que Götze, viniendo del banquillo, haya sido el héroe que valió la copa.

El que no hace…

Higuaín sí estaba adelantado cuando marcó un gol que no fue y salió a celebrar como campeón. Pero cuando estuvo completamente habilitado fue cuando un errado despeje lo dejó solo frente al arquero alemán. El delantero del Napoli pocas veces en su carrera a desperdiciado una jugada así. Le faltó la calma para haber protegido mejor el balón y definir con tranquilidad.

Rodrigo Palacio tuvo otra similar que pudo haber valido una Copa. Pero el fútbol no se trata de oportunidades, sino de marcar, algo que Argentina no pudo hacer hoy.

Un cambio dudoso

Tras los primeros 45 minutos Argentina parecía más cerca de la Copa. Messi y Lavezzi habían ganado la espalda a los defensores alemanes y el gol albiceleste parecía llegar pronto. Pero con la segunda mitad vino un sorprensivo cambio. El Pocho salió, quitando parte de la rapidez que tanto había funcionado a los sudamericanos.

Hasta ahora no se ha dicho si fue por lesión o cuál fue el motivo específico, pero muchos quedaron rascándose la cabeza ante la decisión del DT.

Más «aguante»

Los argentinos en Maracaná no dejaron de brincar, pero en la cancha los 120 minutos de final vaciaron los tanques de los jugadores albicelestes. Luego de los 90 Argentina se vio lenta, mucho más agotada que sus rivales. Para una final que se jugó de ida y vuelta el factor físico fue clave.

Alemania administró mejor sus fuerzas. Ejemplo claro fue la carrera en la que Schurrle dejó atrás a su marca y al lateral para meter el centro para el golazo de Götze.

La suerte/errores también cuentan

El arbitraje del italiano Nicola Rizzone estuvo a la altura de una final. Dejó correr el juego, protegió la fluidez pero cuando ambos empezaron a meter pierna tardó un poco en sacar las tarjetas.

El resultado fue un partido a 200 km/h que dejó al joven Kramer con una segura conmoción cerebral, un golpe parecido que obligó a salir a Higuaín y una entrada de Howedes que fácilmente era para tarjeta roja tras un duro planchazo sobre la rodilla de Zabaleta.

Imposible qué hubiera pasado si cualquiera de estas cosas no hubieran ocurrido, pero no dejan de ser factores que pueden haber afectado el resultado.

Lo que dijeron:

  • «El dolor es inmenso, queríamos llevar la Copa del Mundo otra vez para Argentina», dijo Javier Mascherano. «El dolor va a ser de por vida. Era nuestra oportunidad».
  • «Estoy muy orgulloso de este grupo y del Mundial que hicieron estos muchachos», dijo Alejandro Sabella, DT de la albiceleste.
  • «Es un sentimiento increíble, no sé cómo describirlo», dijo Götze, el héroe de la noche. «Sólo pateé y no sabía que pasaba. Para nosotros es un sueño hecho realidad».

Foto: captura de pantalla CBC