domingo, 17 de agosto de 2014

Despierta tu creatividad con una ducha matutina

Publicado en:
Zona Creativa
Por:
Temas:

Ducha Fria

No eres el único. La mayoría de las personas cuando duermen entre seis a ocho horas y se duchan por la mañana, tienen literalmente la cabeza fresca.

Pareciera ser que el agua regara las neuronas y las nuevas ideas o soluciones a ciertos problemas brotaran de la nada.

El cerebro consciente, es mucho más permeable de lo que te puedes imaginar. Es por ello que dormir es una necesidad no sólo física, sino también creativa.

Cuando entramos en un estado de sueño profundo, nuestro cerebro se desconecta de forma parcial, es decir, se pone en estado de reposo, al igual que lo hace tu computadora. Como la atención selectiva del cerebro está recargando sus baterías, la energía que el cerebro consciente utiliza se transporta a esas áreas de ensoñación profunda.

Es en esas horas cuando la mente inconsciente tiene tiempo de navegar por  todos los acontecimientos del día, conectándola con información previa que se encuentra albergada en el baúl de la memoria. Y a su vez, se encarga de organizar toda la información que el cerebro consciente necesita para el siguiente día. Porque mientras tú duermes, esta parte del cerebro trabaja para estimular tu potencial creativo.

La ciencia de la ducha del sueño

En la mañana, cuando abres los ojos, el cerebro aún está en estado de ensoñación. Te sientes semi-despierto y cuando entras en la ducha esas conexiones que se generaron en tu subconsciente navegan hacia el consciente haciéndote soñar despierto. Es como si el agua, el champú y el jabón se encargaran de masajear las ideas e hicieran fluir las soluciones a un determinado problema o generando nuevas ideas.

Mientras hacemos acciones mecánicas, nuestro consciente no tiene que estar en modo de alerta. Es por esta razón, que las ideas del subconsciente cruzan el puente de los sueños hacia el consciente; y al ser conscientes, somos capaces de producir ideas y llevar a cabo esas soluciones que parecieran ser que aparecieron de la noche a la mañana.

De la fantasía a la creación de productos fantásticos

Nuestra creatividad cerebral se alimenta de las conexiones que se producen cuando dormimos, imaginamos o soñamos despiertos, por eso es necesario estimular la mente todo el tiempo con contenido creativo.

Para ampliar la información sobre todas aquellas imágenes que se forman en el cerebro impulsadas por la memoria de su recuerdo. O bien, todas aquellas formas que han transmutado desde el inconsciente, para crear infinitas posibilidades que se alejan de la realidad, acercándose a la fantasía de un sueño lúcido; te invito a escuchar el podcast de mi programa de radio Explorando Ideas.

Podcast:  Si lo puedes imaginar lo puedes crear

Foto: Flickr – Viditu (CC)