jueves, 2 de octubre de 2014

Mundial Femenino Canadá 2015: jugadoras presentan demanda en contra del césped artificial

Publicado en:
Deportes
Por:
Temas:
Estadio Olímpico Montreal Fútbol Soccer

Pablo A. Ortiz / Grupo NM

Falta menos de un año para el arranque del Mundial Femenino Canadá 2015, aunque antes se tendrá que dar una batalla en la corte.

Esta semana un grupo de jugadoras presentó una demanda formal ante el Tribunal de Derechos Humanos de Ontario alegando discriminación contra el género femenino por permitir realizar un Mundial en estadios con grama artificial.

Con este se entra en un nuevo capítulo de la larga batalla sobre el futuro de las canchas de fútbol.

El reciente Mundial Femenino Sub-20, que también se realizó en Canadá, se jugó en varios estadios con gramado artificial, incluido el de Montreal. Pero la lucha contra esta decisión viene desde hace un año, impulsada principalmente por la delantera de la selección de Estados Unidos, Abby Wambach.

Además, cuenta con el apoyo de otras jugadoras, como la alemana Nadine Angerer, la brasileña Fabiana Da Silva Simoes y la española Verónica Boquete, además de la también estadounidense Alex Morgan.

Contrario a la versión masculina, la FIFA permitió que el Mundial Femenino se juegue en grama artificial. En la demanda las jugadoras alegan que esto representa un caso de discriminación de género bajo la ley canadiense.

“Hace dos meses los abogados de una coalición que lideran varias jugadoras informó a los oficiales de la Asociación Canadiense de Fútbol (CSA en inglés) y a la FIFA que forzar que el Mundial Femenino 2015 se juegue en grama artificial y no natural no sólo estaba mal, sino que también constituye discriminación ilegal en base al sexo”, señaló Hampton Dellinger, abogado de las jugadoras, en un comunicado.

El debate sobre los terrenos sintéticos ha sido largo. Muchos jugadores creen que no sólo modifica el estilo de juego, sino también eleva los riesgos de lesión. “La diferencia importa: los terrenos plásticos alterar la manera en que se juega, representan riesgos de seguridad únicos y son considerados inferiores para competiciones internacionales”, señaló Dellinger.

La CSA señaló en un comunicado que “sus abogados están revisando toda la información relacionada al caso”, por lo que no harán comentarios por el momento.

De avanzar esta medida, los estadios de Vancouver, Edmonton, Ottawa y Winnipeg tendrán que buscar una solución para albergar los juegos. En el caso de Montreal una opción sería mudar la competición al estadio Saputo o instalar un gramado natural temporal en el estadio Olímpico.