miércoles, 19 de noviembre de 2014

Inmigración y transición profesional: Credenciales locales

Publicado en:
Blogs Portada
Por:
Temas:
credenciales locales Montreal Canada

Foto: Alvaro Canivell

En los artículos previos de esta serie, hemos abordado el tema relativo a la importancia de la investigación, planificación e introspección para preparar un plan de acción realista con el propósito de alcanzar las metas profesionales. Sugerimos trazar una hoja de ruta e hicimos hincapié en lo importante que es dominar el idioma para poder integrarse con éxito en la cultura local de Montreal.

Una vez realizado lo antedicho, el paso siguiente consiste en evaluar sus credenciales profesionales. Si bien las competencias adquiridas en el extranjero han sido aprobadas previamente por el gobierno, muchas de las personas recién llegadas a Montreal se sorprenden cuando encuentran obstáculos a la hora de validar sus credenciales a nivel local. 

“Existe otro paso para llevar a cabo una transición profesional exitosa en Canadá”, señala Maia Korotkina, orientadora profesional y de transición laboral de la Escuela de Educación Continua de la Universidad McGill. “Los empleadores tienden a favorecer la experiencia y los títulos locales, puesto que su percepción de riesgo aumenta cuanto más se alejan de lo conocido. Buscan algo que les resulte familiar, una referencia local, una marca de confianza”. Esto supone una necesidad de obtener credenciales locales, bien sea mediante la experiencia laboral o los estudios. Ambas opciones brindan un gran número de ventajas, tales como:

  1. Validar sus cualificaciones previas;
  2. Mejorar o actualizar sus competencias;
  3. Orientarse, comprender la cultura profesional local, entender las expectativas de los empleadores y ampliar su red de contactos profesionales;
  4. Ajustarse a la cultura de trabajo canadiense que valora la educación continua y el aprendizaje permanente.

Sorana Gyorgy, proveniente de Rumania, conoce bien este proceso. Esta inmigrante exitosa, licenciada en Economía, ya había acumulado seis años de experiencia como contadora antes de inmigrar a Canadá. Cuando llegó a Montreal, se inscribió en el Diploma en Contabilidad que ofrece la Escuela de Educación Continua de la Universidad McGill. “Si me hubiese valido solamente de mis cualificaciones rumanas no hubiese podido ejercer como auxiliar contable en Canadá”, explica Sorana. “El título que obtuve potenció mi educación y mis oportunidades profesionales”.

Poco después de terminar el programa, recibió una oferta para trabajar en PricewaterhouseCoopers Canadá.

El hecho de agregar un nombre local a su currículo, bien sea mediante estudios o experiencia laboral, “inspira confianza a los posibles empleadores y, por consiguiente, permite que su candidatura despierte mayor interés en sus receptores”, añade Korotkina.

Después de esto, el siguiente paso es ampliar su red de contactos. Cultivar relaciones con profesionales que comparten intereses comunes a los suyos es otra manera más de reducir la percepción de riesgo de los posibles empleadores. Por lo tanto, estas relaciones representan una ventaja significativa y permiten abrir puertas hacia un sinfín de nuevas oportunidades. Esté atento a nuestro próximo artículo en el que trataremos, con más detalle, el tema de la red de contactos profesionales.