lunes, 15 de diciembre de 2014

Termina la situación de rehenes en Australia: tres muertos, incluido el responsable

Publicado en:
El Mundo Portada
Por:
Temas:
Cafe Lindt Australia Terrorismo

Foto: Captura de pantalla 7 News

Un hombre entró armado a un café de Sídney, en Australia, y tomó como rehenes a varias personas en la mañana de este lunes.

La situación generó un fuerte despliegue de seguridad y levantó los temores de la sociedad australiana hacia una posible amenaza terrorista.

Esto es lo que se sabe hasta ahora:

  • 1:45 pm – La policía confirmó que tres personas murieron en el incidente de este lunes en Australia. Se trata de una mujer de 38 años, un hombre de 34 y el responsable del secuestro, Man Haron Monis, de 50 años. “Hoy tenemos que trabajar, hablarnos. Tenemos que unirnos como nunca antes. Saldremos de esto”, señaló Mike Baird, primer ministro de la región de New South Wales.
  • Otras cuatro personas fuero heridas en el incidente, según la policía. En total eran 17 los rehenes que estuvieron secuestrados por 16 horas. La policía también señaló que no se encontraron explosivos dentro del local. La intervención de la policía se hizo únicamente luego de que se escucharan algunos disparos, según señaló el jefe del cuerpo policial. Sin embargo, no dieron detalles de cómo murieron los rehenes.
  • 10:30 am – La policía puso fin a la situación luego de una intervención. Varios disparos y detonaciones se escucharon dentro del café donde el sospechoso mantuvo detenidas a varias personas. Los paramédicos entraron inmediatamente y las imágenes de las televisoras locales mostraron a varios rehenes que eran llevados en ambulancias.
  • De momento se desconoce lo que pasó con el sospechoso, identificado en Australia como Man Haron Monis. Varios reportes señalan que el sospechoso habría muerto en el enfrentamiento con la policía, aunque esta versión no ha sido confirmada. Tampoco se conoce si los rehenes resultaron heridos.

  • Al menos un hombre armado entró al café Lindt ubicado en Martin Place, en pleno distrito financiero de Sídney en la mañana de este lunes (hora local). Sometió a varios rehenes y tomó control del local, obligando a un gran despliegue de seguridad.
  • Para la mañana de este lunes (hora del este de Canadá) el sospechoso estaba en contacto con la policía. Se desconoce la cantidad exacta de rehenes, aunque se estima que podría ser de alrededor de 15 personas.
  • Desde el inicio de la situación cinco rehenes han logrado liberarse, aunque no se ha confirmado si lo hicieron tras escapar o si fueron liberados por el sospechoso.
  • El primer ministro de Australia, Tony Abbott, señaló que el ataque estaría motivado por razones políticas y también confirmó que tenían temores de algunos ataques dentro del país. “Este es un incidente muy perturbador. Puedo entender las preocupaciones y ansiedades de la gente de Australia”, dijo Abbott.

Sidney-Lindt-Cafe-Rehenes-Australia

  • El sospechoso fue identificado por varios medios locales como Man Haron Monis, un clérigo iraní de unos 50 años. Este hombre llegó a Australia como asilado político y fue identificado como una persona violenta quien tiene antecedentes criminales. De hecho, se encuentra en libertad bajo fianza en un caso por ser cómplice en la muerte de su esposa. Sin embargo, la policía no ha confirmado la identidad del sospechoso.
  • Haron Monis también enfrenta varios cargos por agresión sexual, así como ya había sido sentenciado por enviar cartas violentas a los familiares de soldados australianos que murieron en el exterior.
  • El sospechoso obligó a los rehenes a sostener una bandera negra con letras blancas, la cual ha sido identificada como un símbolo de varios grupos yihadistas y que dice: “No hay más Dios que Alá, y Mahoma es su profeta”.
  • La situación ha generado el rechazo de varios grupos musulmanes de Australia y otras partes del mundo, los cuales señalan que la religión musulmana no acepta estas muestras de violencia.
  • En Canadá el primer ministro Stephen Harper envió un mensaje de apoyo a “nuestros amigos de Australia”. El país tiene una gran relación con Australia, además de que hace poco fue blanco de dos ataques calificados como terroristas por estar motivados por razones políticas e ideológicas.