miércoles, 7 de enero de 2015

Prevén aumento del estrés laboral mientras las empresas crecen sin contratar más personal

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:
estrés en el trabajo Canadá reporte

Foto: Flickr / Katy Warner (CC)

Las empresas canadienses prevén un año de crecimiento para 2015, pero muy pocas están planificando aumentar la contratación de personal, según un nuevo estudio realizado por la agencia Hays Canada.

En el sondeo, realizado en noviembre de 2014, se concluyó que 70% de las compañías esperan crecer en el año que acaba de comenzar, pero sólo 38% indicaron que prevén contratar más personal.

Para los empresarios el panorama es entonces optimista, pero esa percepción positiva no es compartida por sus empleados, quienes dijeron esperar un año de estrés, de agotamiento.

“El optimismo entre los empresarios nunca ha sido tan elevado, pero estos sentimientos no son compartidos por su personal, el cual está cansado y cada vez se está ausentando más del trabajo por estrés”, indicó la agencia.

De acuerdo con el mismo estudio, 31% de las empresas reportaron que el nivel de estrés entre sus trabajadores está en ascenso, mientras 34% aseveraron que la moral está en descenso en el lugar de trabajo.

“Hay que preguntarse si las empresas están exigiendo mucho a sus empleados en una búsqueda por mejorar la productividad y la rentabilidad”, señaló el presidente de Hays Canada, Rowan O’Grady, a través de un comunicado.

Del  mismo reporte se concluye que un tercio de las compañías reconocieron sufrir de una falta de programas de desarrollo profesional, lo que ha generado una merma en las habilidades del personal.

O’Grady indicó al respecto que las empresas deberían invertir en desarrollo de habilidades, reclutamiento y planes de sucesión, con el objetivo de mantener sus ambiciones.

Durante los últimos años el crecimiento en el empleo en el país ha sido irregular, mientras analistas han advertido sobre la poca calidad de los trabajos que se crean, en su mayoría a tiempo parcial y con bajos salarios.

El último reporte de Statistics Canada (noviembre) evidenció que el desempleo en el país fue de 6,6% y sólo durante este mes la economía nacional perdió un total de 10.000 puestos de trabajo.

A este escenario hay que sumarle la caída de los precios del petróleo -una industria que representa alrededor del 10% del PIB canadiense-. El sector ya anunciado reducciones en el gasto para el actual ejercicio fiscal,

Este martes el economista del BMO, Doug Porter, indicó que por primera vez en año las economías de Ontario y Columbia Británica crecerán más que Alberta, lo que evidenciaría un cambio en los protagonistas del avance canadiense.

Un dólar canadiense más débil y precios de la energía más bajos podrían significar un resurgir de la manufactura en Ontario, golpeada severamente con la crisis financiera y posterior recesión. Sin embargo, los análisis indican que la recuperación no sería tan acelerada como se desearía, sobre todo si se quiere compensar el impacto negativo de la baja de los precios del crudo.