lunes, 13 de julio de 2015

Simons llegará a otras provincias canadienses mientras la venta al detal lucha por mantenerse a flote

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:
Simons Montreal

Foto: Flickr / Andrew Kaszowski (CC)

Simons, una de las empresas familiares más antiguas de Canadá, está en plena expansión y se prevé que la popular tienda de logo verde y blanco llegue a todo el país.

Hasta ahora, Simons está presente sólo en Quebec (donde tiene su sede social) y en Alberta, con muy pocos establecimientos, pero la compañía está lista para entrar en el mercado de Ontario y en Columbia Británica.

La empresa, que tiene una historia de 175 años, abrirá en Gatineau su novena tienda de Quebec (el mes entrante), para luego abrirse mercado en el resto de las provincias ya mencionadas.

La inversión prevista es de 200 millones en cuatro años, para abrir un total de ocho establecimientos.

La intención, anunció la compañía, es incrementar su base de ventas anuales, que se ubica actualmente en más de 350 millones de dólares.

Entre las aperturas que se estarán realizando está un outlet en West Vancouver, este otoño, así como una tienda en Mississauga, Ontario y otra en Ottawa, el año entrante. Igualmente se prevé una nueva tienda en Edmonton y otra en Calgary (Alberta), para el 2017.

Para 2018 se abrirán dos tiendas en el suburbio de Scarborough (cerca de Toronto) y para 2019 en el Yorkdale Shopping Centre.

Otras provincias canadienses, como la región atlántica, las Prairies y Winnipeg, podrían también incluirse en el plan de expansión, para abrir en total entre 25 y 30 tiendas.

El CEO de la empresa, Peter Simons, asegura que no siente ningún tipo de presión en el proceso de expansión, aun cuando la competencia en el sector arrecia.

Simons intentó abrir un establecimiento en el Eaton Centre de Toronto, pero no se pudo materializar la propuesta. En cambio Nordstrom, la cadena estadounidense, abrirá un establecimiento en el espacio comercial, donde se encontraba anteriormente Sears.

La tienda basada en Quebec representa una empresa familiar que está siendo llevada actualmente por dos hermanos. Siempre ha sido una compañía familiar.

La expansión de Simons se planifica en un momento que quizá no es de brillo para las empresas canadienses de venta al detal. Otras marcas como Mexx, Smart Set y Jacob están cerrando o reduciendo sus operaciones.

Además de la competencia extranjera, el sector enfrenta la realidad de que, cada vez más, los consumidores están comprando en Internet, algo que Simons sabe y que ofrece igualmente.