miércoles, 22 de julio de 2015

Canadá prácticamente erradicó la transmisión del VIH durante el embarazo, según investigadores

Publicado en:
Canadá Portada
Por:
Temas:
Embaraz Mujer Madres

Foto: Flickr – hugrakka (CC)

Un grupo de investigadores dio este miércoles una gran noticia: la transmisión del VIH de una mujer embarazada a su hijo es un problema prácticamente resuelto en Canadá.

Así lo señala la más reciente investigación del Canadian Perinatal HIV Surveillance Program (CPHSP).

“Efectivamente, Canadá ha eliminado la transmisión vertical”, dijo el Dr. Jason Brophy, director de esta investigación, en un comunicado emitido este miércoles. “La Organización Mundial de la Salud define la eliminación como menos de 2% de transmisión y ese es el punto en el que estamos ahora. Pero claro que quisiéramos llegar a cero y sé que podemos hacerlo”.

La transmisión vertical se refiere a cuando una madre transmite el virus de inmunodeficiencia humana a su hijo durante el embarazo.

Desde el año 1990 las autoridades canadienses vienen siguiendo de cerca la cantidad de casos que se generan de esta forma y desde entonces han visto cómo las cifras han venido cayendo hasta llegar a prácticamente desaparecer en 2014.

De hecho, el año pasado sólo se registró un caso de una madre contagiada con VIH que se lo transmitió a su bebé.

¿Cómo se logró?

En los últimos 25 años, los investigadores señalan que el 50% de las mujeres que quedaban embarazadas y que estaban contagiadas con el VIH eran nacidas fuera de Canadá. Este grupo demográfico, junto con el de las mujeres indígenas y las mujeres que utilizan medicamentos inyectados eran las que más peligros tenían de transmitir la enfermedad a sus bebés.

Pero con los avances médicos y principalmente un trabajo de organización, se pudo revertir esta tendencia, igualarla al de los otros grupos demográficos y finalmente erradicar este problema en general.

Los investigadores señalaron que la clave ha sido simplemente tener un sistema de salud con un buen servicio prenatal y una revisión dedicada en las primeras semanas de embarazo.

Por ejemplo, las mujeres que viven con el VIH y que recibieron un tratamiento antirretroviral (los llamados cART) tienen prácticamente cero probabilidades de transmitir el virus a su hijo. Además, una de las claves es iniciar cualquier tipo de tratamiento lo antes posible.

Según las cifras de los investigadores, desde el año 2005 sólo se han registrado 44 casos de mujeres en Canadá que transmitieron el VIH a sus bebés durante el embarazo. De ese grupo, el 91% eran mujeres que no recibieron ningún tipo de tratamiento o que lo recibieron a menos de cuatro semanas del parto.