miércoles, 23 de septiembre de 2015

Quebec aplaude las medidas del Gobierno Federal para acelerar los casos de los refugiados sirios

Publicado en:
Inmigración Portada
Por:
Temas:
Banderas Canadá Quebec

Pablo A. Ortiz / Grupo NM

El gobierno de Quebec había anunciado su intención de acelerar el proceso de aceptación de los refugiados del conflicto sirio. Este martes saludaron los esfuerzos del Gobierno Federal para hacer cumplir ese objetivo.

La ministra de Inmigración de la provincia, Kathleen Weil, dio una rueda de prensa en la Asamblea Nacional para aplaudir las reformas a las que llegaron junto a sus colegas en Ottawa para acelerar el proceso de selección y aceptación de los desplazados por la guerra en Siria.

A inicios de este mes la provincia había señalado su intención de duplicar el número de refugiados que recibirá en 2015, esto en pleno debate sobre la crisis que sacudió a Europa, específicamente por el caso de Alan Kurdi.

«Recibimos la confirmación que las solicitudes de alrededor de 2.000 personas refugiadas que se destinan a Quebec serán procesadas antes del fin del año», señaló la ministra Weil. «Es una muy buena noticia para las personas que son apadrinadas por sus familiares en Quebec y por los organismos de apadrinamiento colectivo que les esperan».

Antes de que los casos de refugiados acapararan los titulares de la prensa mundial, la provincia tenía planeado recibir 1.200 refugiados durante este año. El pasado 7 de septiembre el gobierno aumentó esa cifra a 3.650.

Estas medidas se hicieron posibles luego que el ministro de Inmigración de Canadá, Chris Alexander, anunciara el pasado fin de semana una serie de medidas para acelerar el proceso de selección y aprobación de las visas para los refugiados de la guerra civil siria.

Uno de los cambios principales es que las personas que hayan escapado al conflicto serán declarados como refugiados de entrada, según los parámetros determinados por la ONU. Esto permitirá a Canadá aceptar inmediatamente las solicitudes de refugio.

De igual forma, el Gobierno Federal dispondrá de un mayor número de personal para procesar todas las solicitudes, principalmente las verificaciones de seguridad antes de otorgar una visa a estas personas.

Canadá planea utilizar estos procedimientos también con los refugiados del conflicto iraquí a causa del avance del Estado Islámico en la región.

Del lado de Quebec, la ministra Weil señaló que si bien las recientes medidas permitirán acelerar los procesos, todavía quedan varias áreas en las que se puede trabajar. Para esto esperan reducir el tiempo entre que el gobierno canadiense acepta una solicitud de apadrinamiento de un refugiado y el momento en el que la provincia otorga el Certificado de Selección a estas personas y sus familiares.