viernes, 2 de octubre de 2015

Lo que se conoce hasta ahora sobre el tiroteo en Oregón y el atacante

Publicado en:
El Mundo Portada
Por:
Temas:
Foto: Christopher Harper Mercer / MySpace.com

Foto: Christopher Harper Mercer / MySpace.com

Las oraciones y muestras de apoyo continúan en el estado de Oregón, en Estados Unidos, donde este jueves un joven de 26 años de edad, identificado como Christopher Harper Mercer, asesinó a nueve personas. El atacante fue neutralizado por las autoridades locales y también murió en la escena

Mientras las horas transcurren, se conocen más detalles sobre lo ocurrido y crece el debate sobre el uso de armas en Estados Unidos, un país en el que hay más armamento que habitantes. 

Se sabe hasta ahora que Mercer dejó una nota llena de odio en la que expresó que el “mundo estaba en su contra”, según dijeron las autoridades este viernes.

Ademas, en la nota el responsable de este tiroteo masivo, registrado en el Umpqua Community College, indicó que que sería “bievenido en el infierno y que sería recibido por el diablo”. El joven dijo que se encontraba deprimido, que “no tenía vida” y se lamentó por el hecho de no tener una novia.

Conocidos y sus publicaciones en las redes sociales revelaron que Mercer era un hombre que pasaba mucho tiempo en Internet.  

Aún no se conocen los motivos de su ataque. Las autoridades indicaron que es muy temprano para descifrarlos.

Aunque se describía como una persona “sin religión”, pero “espiritual”, parecía tener simpatía por el Ejército Republicano Irlandés. 

Sobre lo que ocurrió antes de la masacre, las versiones están encontradas. Reportes han indicado que uno de los sobrevivientes narró que Mercer preguntó a las víctimas si eran cristianos, justo antes de dispararles. Pero otro de los testigos aseveró que nunca escuchó que el atacante hiciera tal pregunta. 

El presidente de EE UU, Barack Obama, a horas del tiroteo, se pronunció severando que este tipo de tragedias se han convertido “en rutinas”. Insistió que “ningún país avanzado” presencia episodios como éste con tanta regularidad. 

“De alguna manera, esto se ha convertido en una rutina, las informaciones son rutinas, mis reacciones aquí en este podio son una rutina, y lo es la conversación posterior”, dijo el mandatario.

“Las oraciones por las víctimas no son suficiente”, agregó Obama, reiterando que es necesario ver este tipo de hechos desde un punto de vista político, para frenar la violencia en el país. Pidió entonces al Congreso de EE UU aprobar las restriciones al uso de armas de fuego que él ha planteado.