viernes, 6 de noviembre de 2015

Estas son las provincias con las peores leyes sobre licores

Publicado en:
Canadá Portada
Por:
Temas:

Restaurantes Montreal impuestos

Restaurants Canada emitió un reporte este mes otorgando calificaciones a las provincias de Canadá de acuerdo a sus políticas en cuanto a licores.

En el reporte, basado en una encuesta a todos los restaurantes miembros, se otorgó una nota basada en letras, similar a la que se utiliza en las escuelas, analizando las políticas y mejoras en cada provincia. Cabe destacar que ninguna obtuvo una A.

Estas son las peores provincias en la escala, y las razones para las malas calificaciones:

Newfoundland and Labrador: F

Los restaurantes de esta provincia piensan que, en vez de ser tratados como aliados, se les trata como enemigos a los cuales hay que controlar cuando se trata de la venta de licores. Frecuentes inspecciones de funcionarios uniformados y poco diálogo con la industria ameritaron la peor calificación en todo Canadá.

Saskatchewan: D+

Aunque Saskatchewan ha intentado reformas en el área de licores, estos cambios no han sido suficientes para impactar los precios y beneficiar a los consumidores con descuentos.

Ontario: D+

En esta provincia, los restauradores están altamente insatisfechos con el resultado de la última jornada de consultas realizada por el gobierno, y dicen que fue más publicidad que cambio real en la industria.

Nuevo Brunswick: C-

En esta provincia es obligatorio que el cliente consuma comida si desea pedir una bebida alcohólica. Además, esto no se puede hacer en las terrazas si la bebida está en botella o lata. Ambas restricciones impactan significativamente las ventas.

Manitoba: C

Al igual que en Quebec, Manitoba también tiene un monopolio estatal de venta de alcoholes a través de la Manitoba Liquor and Lotteries (MBLL). Esto no deja espacio para la negociación en los precios de venta.

Estas son las «mejores» provincias si se comparan los resultados con los anteriores. Sin embargo, la mejor calificación es de B+:

Quebec: C+

Sorprendentemente, la Belle Province logró estar entre las cinco provincias con mejores calificaciones a pesar de su monopolio con la Société des Alcools de Québec (SAQ). La voluntad de cambio del gobierno provincial le dio a la provincia una calificación ligeramente mejor que Manitoba.

Nueva Escocia: C+

Los restauradores no están satisfechos con los impuestos sobre ventas recaudados por la provincia, los más altos de la confederación. Igualmente, se quejan de que los bartenders estén sujetos  a la regulación de salario mínimo aunque ganen más a través de propinas.

Columbia Británica: C+

Aunque la provincia ha hecho cambios significativos a sus políticas, permitiendo la compra de licores a comerciantes privados, la industria todavía espera ver las políticas en acción para determinar si habrá beneficios reales.

Isla del Principe Eduardo: B-

El gobierno de esta provincia y los proveedores de servicios mantienen diálogos productivos que, según los restauradores, impactan de manera positiva a los consumidores.

Alberta: B+

La industria también considera que la comunicación entre comerciantes y gobierno es excelente en esta provincia, pero piden la modificación de leyes sobre alcoholes que consideran anticuadas.