jueves, 5 de mayo de 2016

El decálogo de la mente masculina (lo que ellos piensan)

Publicado en:
ExponencialMente
Por:
Temas:
Foto: Flickr / Jonathan Kos-Read (CC)

Se dice que es imposible saber lo que ellas quieren, sin embargo, muchas mujeres expresan sus sentimientos abiertamente y con frecuencia.  A veces los hombres sí que son un misterio, porque no siempre comparten sus pensamientos.

Partiendo del hecho de que cada hombre es único y especial, quisiera compartir algunas ideas generales sobre la mente masculina.

Aquí están 10 reglas de oro para relacionarse mejor con los hombres:

  1. No asumir las cosas sin tener toda la información. Aunque las mujeres suelen ser muy intuitivas, a veces las cosas no son lo que parecen y se pueden cometer errores de juicio.  Es mejor conocer toda la historia antes de formarse una idea de la situación.
  2. Cuestionar lo importante. Es muy sano cuestionar detalles importantes en la relación, pero cuestionar pequeñeces resulta cansado, desgastante y mata el entusiasmo. La clave está en mantener el enfoque en lo realmente trascendente.
  3. No generalizar. En el mundo hay millones de personas de diferentes culturas, creencias, educación, formaciones y actitudes. Existe la clásica generalización de que todos los hombres son iguales, pero no podría estar más lejos de la realidad.  Un hombre no es el mismo hoy que hace 10 años, mucho menos va a ser igual que otro hombre. Si una persona percibe a todos los hombres de la misma forma, valdría la pena evaluar si se trata de un sesgo o de una predisposición a entablar relación con hombres de rasgos de personalidad similares.
  4. Separar las historias. Es útil estar atento a señales de alarma ante comportamientos peligrosos o indeseables. Dicho esto, es vital reconocer que no es justo culpar a un hombre por los pecados de otro, sólo porque comparten el género masculino.
  5. Dejar las intrigas para las películas de espías. Los programas televisivos presentan frecuentemente a hombres y mujeres maquinando planes maquiavélicos e intrincados para manipular al sexo opuesto. Tal vez haya casos en los que ésa sea la realidad, pero en promedio, la gente sólo busca una relación sencilla con su pareja. Buscar significados ocultos complica la interacción y mata la confianza en la pareja.
  6. Las parejas desarrollan un instinto maravilloso para entender estados de ánimo, problemas, necesidades y cambios importantes.  Con la rutina, a veces uno deja de poner atención a los detalles.  Es gracias a esa profunda observación que uno puede hacer feliz al otro o detectar problemas a tiempo.
  7. A todos nos gusta que nos lean el pensamiento y que satisfagan nuestras necesidades. Aunque es una idea romántica, la mayoría de las veces es imposible.  Para algunos, es una cuestión de orgullo esperar a que la otra persona esté atenta a las señales y reaccione de la forma debida. Sin embargo, hay que externar lo que brinda bienestar o felicidad.
  8. Abrazar las debilidades. En la interacción una persona llega a conocer las debilidades y miedos de la otra. Utilizar esa información para dar seguridad y amor es una forma de reafirmar los lazos de pareja.  Si ese conocimiento se explota para manipular, causa inestabilidad y el amor se desvanece. Los hombres también tienen un lado suave que es muy bello y vulnerable, y que al abrazarlo, se llena de cariño.
  9. Tener paciencia y celebrar las diferencias. Tanto hombres como mujeres compensan las debilidades del otro con sus propias fortalezas. Si se espera que la pareja sea como uno, significa que no se están aprovechando las diferencias y se está enfocando la atención de forma egocéntrica. La fuerza está en el complemento.
  10. Valora el silencio. Algunas mujeres resuelven problemas cuando los externan con alguien más porque les da claridad mental. Muchos hombres necesitan del silencio -o la televisión- para pensar, para descansar y para recargar energía. Respetar esos espacios de silencio permite que cada quien encuentre el balance. En el caso de una discusión, hay que considerar que el silencio puede ser el sabio reemplazo de una frase hiriente que nunca se podrá retractar. A veces es mejor permitir el silencio.

Quédate conmigo y permíteme seguir aprendiendo de ti.

Mariel Aranda
arandablack@gmail.com

Certificada por el CMPNL y el NLP and Coaching Institute of California. Inició este camino buscando su propia plenitud y encontró herramientas que la hicieron ver la vida desde una nueva perspectiv...

Artículos relacionados

thumbnail
hover

Canadá: Ministerio de Salud recomienda pasar...

Salud Canadá asegura que la forma más segura para celebrar la Navidad es hacerlo solo con las personas que viven bajo un mismo techo.

thumbnail
hover

Imponen multas luego de baile antimascarilla...

La policía investiga un baile -como especie de protesta antimáscara- realizado en un centro comercial ubicado en las afueras de Montreal d...

thumbnail
hover

Longueuil no sacrificará a los 15...

Tras dos semanas de controversia que incluso generó una masiva petición, protestas y varios arrestos, la ciudad de Longueuil decidió no c...