lunes, 5 de diciembre de 2016

¡Con la jubilación me cayeron los años!

Publicado en:
Blogs Uncategorized
Por:
Temas:
Foto: Vía Pixabay

Es una frase súper común entre los adultos mayores. Otra más “antes no me dolía nada y ahora tengo de todo”. Javier Yanguas, doctor en psicología biológica y de la salud de la Universidad Autónoma de Madrid compartió en el encuentro “Una mirada interdisciplinar a la investigación sobre envejecimiento”, las tres etapas de dicho proceso y su influencia sobre la percepción del nivel de salud.

La primera etapa, la más temprana, ocurre cuando estás recién jubilado. No te sientes  una persona mayor y no te identificas con las propuestas de envejecimiento activo, por lo que recomendaciones como aumentar la actividad física, aumentar tu círculo de amigos y buscar actividades de desarrollo profesional o personal que te hagan ocupar tu tiempo te resultan… extrañas. El reto de esta etapa resulta ser el más abandonado: que a partir de la jubilación puedas construirte un espacio de proyección personal, es decir, tener proyectos. Las consecuencias de dicho abandono florecen en la etapa siguiente.

En la segunda etapa, la salud comienza a transmitirte síntomas de desconfianza y empieza cierta sensación de fragilidad, esto puede llevarte a perder parte del dinamismo anterior. Ahora sí te sientes más cansado, aparecen los dolores articulares o musculares, las alteraciones de sueño, se acentúa el sobrepeso y viene la famosa frase “me cayeron los años” Te pregunto: ¿en verdad lo crees así?

Finalmente, la necesidad de cuidados, el aumento de la vulnerabilidad y  la pérdida de relaciones sociales anuncian la tercera etapa del envejecimiento en relación con la jubilación.

El propósito de esta entrega no es decirte “ya estás viejo, tienes que cuidarte” para nada. Estás jubilado, ¡tienes más tiempo para ti! Ese que tanto reclamabas cuando eras más joven, ese que te hacía tanta falta para hacer tus proyectos. ¿Qué me vas a decir… que ya estás viejo y que no los puedes hacer? Las metas no tienen edad, y de paso, trabajando para alcanzarlas, mueves tu cuerpo y tu mente, factores claves para disfrutar de tu jubilación y de esa etapa de la vida cuando se es adulto mayor. Solo tú cambiarás el estereotipo de ser mayor y frágil… sobre todo después de la jubilación.

¿Lo intentamos?

Una nota final

La disminución de la actividad física en paralelo con los cambios del proceso de envejecimiento como pérdida de la masa muscular, ósea y de la capacidad visual son un coctel que precipita el deterioro físico del adulto mayor. Sólo tú decides cómo quieres vivir esta etapa de tu vida. El ejercicio es clave en la prevención de lesiones y en la calidad de vida del adulto mayor. ¿Quieres una opinión profesional?  Puedes contactarme al 514-706 7562 o directamente hacer una cita conmigo en Globe Santé.

Porque el bienestar también es una herramienta para nuestra integración. #TodoSePuede.

Para conocer más sobre “Una mirada interdisciplinar a la investigación sobre envejecimiento”: aquí.

Maira Prado
mairapradolandaeta@gmail.com

Fisioterapeuta miembro de la Orden de Fisioterapia de Quebec. Temas de interés: salud e integración de los inmigrantes. Convencida de que #TodoSePuede.

Artículos relacionados

thumbnail
hover

Llega el buen clima a Quebec

Finalmente llega el buen clima a Quebec. Al menos eso indican las previsiones de The Weather Network, según las cuales, la semana será sol...

thumbnail
hover

Quebec: Partidos de oposición preocupados por...

La CAQ aprobó este domingo en la noche la polémica ley sobre símbolos religiosos y laicidad.

thumbnail
hover

El nuevo puente Samuel de Champlain...

Para celebrar el Día de Canadá los montrealeses podrán cruzar, finalmente, el nuevo puente Samuel De Champlain.