viernes, 12 de enero de 2018

KFC lanza un Bitcoin Bucket en Canadá

Publicado en:
Ciudad
Por:
Temas:
Bitcoin-Bucket-KFC-CanadaFoto: KFC Canada

Una cadena de comida rápida en Canadá se está metiendo en la ola de los Bitcoins. Así sea de manera limitada y a través de una particular promoción.

KFC Canada (PFK en Quebec) anunció su Bitcoin Bucket, que como su nombre lo dice es un menú especial en sus tan conocidos “baldes/cubetas”. La gran diferencia es que se pueden pagar usando la criptomoneda.

“A pesar de los altos y bajos de Bitcon, la receta original del Coronel se mantiene tan deliciosa como siempre”, señala la página del restaurant de pollo frito. “Así que cambia tus bitcoins por baldes e invierte en algo para chuparse los dedos”.

KFC busca así aprovechar la gran popularidad y atención mediática que ha recibido esta criptomoneda, cuyo valor se ha disparado en los últimos meses.

El Bitcoin bucket se venderá por un tiempo limitado (al menos eso es lo que dice la empresa por el momento) en todo Canadá. El valor relativo será de $20.

Este menú incluirá 10 Tenders, unas papas fritas estilo waffle, una porción mediana de un contorno, el popular gravy y dos dips.

La página también incluye una animación que muestra el valor del bucket en Bitcoin, dependiendo de su cotización en tiempo real. Según CoinMarketCap, para la tarde de este viernes, el Bitcoin se cotizaba en más de $14.000.

Esta promoción sólo se puede comprar a través de internet. La empresa dice que entregará la orden en cualquier dirección canadiense. Aquí pueden ver los detalles.

Artículos relacionados

thumbnail
hover

Francia repite la hazaña 20 años...

Francia se coronó por segunda vez en su historia como campeón indiscutido del mundo tras vencer 4-2 a Croacia en el estadio Luzhniki de Mo...

thumbnail
hover

Después de una nueva ola de...

Después de la ola de calor que se sentirá con más intensidad a partir de este sábado, las temperaturas caerán, de acuerdo con el report...

thumbnail
hover

Venezuela, Perú y Colombia celebran en...

Este es el segundo y último fin de semana de los clásicos Week-ends du Monde, en el parque Jean-Drapeau de Montreal.