Viernes, 4 de mayo de 2012

Conflicto entre Nicaragua y Colombia por el Archipiélago San Andrés en aguas del Caribe

Publicado en:
El Mundo
Por:
Temas:

Nicaragua ha vuelto a revivir una vieja disputa con Colombia, por la soberanía del Archipiélago San Andrés, situado en aguas del mar Caribe.

Estas islas han estado en manos colombianas desde hace muchos años, pero fueron ratificadas su adjudicación por la Corte Internacional de Justica, el 13 de diciembre del 2007. Pero el acuerdo tenía sus fisura. En aquella oportunidad, la ratificación fue para las Islas San Andrés, Providencia y Santa Catalina. Quedaron fuera del acuerdo la propiedad de los Cayos Roncador, Serrana y Quitasueños, que habían sido querelladas por Colombia a los Estados Unidos.

Asimismo quedaron sin delimitarse de manera definitiva las áreas marinas y submarinas entre Colombia y Nicaragua. Precisamente en esta oportunidad Nicaragua ha presentado ante la CIJ una demanda de una nueva delimitación de la zona económica o áreas marítimas entre los dos países. Lo que podría significar una reconsideración de la propiedad del archipiélago San Andrés. Colombia, rebate esta nuevo pedido de Nicaragua, declarándola de inadmisible.

La información de El Espectador

Colombia pidió este viernes a la Corte Internacional de Justicia (CIJ) que declare “inadmisibles” las reivindicaciones de Nicaragua sobre la frontera marítima entre ambos países, en la disputa sobre la soberanía del archipiélago San Andrés.

“La propuesta de Nicaragua de crear una nueva delimitación en el mar es inadmisible”, dijo el delegado colombiano Julio Londoño Paredes durante la última de las audiencias en el caso, sobre el que los jueces deliberarán previsiblemente varios meses.

Managua considera que Colombia tiene bajo su soberanía una zona de 200 millas que le corresponde a Nicaragua.

En sus conclusiones finales, el Gobierno nicaragüense pidió a los jueces que busquen una solución “equitativa” en el reparto de las zonas económicas situadas entre Nicaragua y Colombia más allá de las 200 millas desde la costa.

Esta postura contrasta con la de Colombia, que la semana pasada argumentó que “no hay necesidad de limitar las zonas marítimas” entre ambos países.

Los dos países se disputan su delimitación marítima y zonas de interés económico en el mar, lo que incluye la pugna por la soberanía del archipiélago San Andrés, que comprende los cayos de Roncador, Quitasueño, Serrana, Serranilla, Bajo Nuevo, Alburquerque, Cayos Este Sudeste y todas las áreas marítimas que le corresponden.

Colombia argumentó que la soberanía del archipiélago no puede ponerse en disputa porque el conflicto ya se resolvió en 1928 con la firma del tratado Bárcenas-Esguerra.

Dicho tratado ratificó, según Bogotá, la soberanía colombiana sobre San Andrés.

Nicaragua defendió durante su primer turno de palabra la nulidad del tratado de 1928 sobre el dominio colombiano de San Andrés, dado que el país se encontraba bajo ocupación de Estados Unidos.

En 2007 y como respuesta a objeciones preliminares planteadas por Colombia en la disputa, la CIJ reconoció la soberanía colombiana sobre las islas San Andrés, Providencia y Santa Catalina, a la vez que se declaró competente para dirimir en el conflicto sobre la frontera marítima entre los dos países, excluyendo la jurisdicción de esas islas.

Foto: afrocubaweb