jueves, 15 de septiembre de 2011

Último día de trabajo para 1.100 empleados de una ensambladora de Ford ubicada en Ontario

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Dennis McGee, un trabajador de la planta de Ford en Ontario, creyó que “había muerto e ido al cielo” cuando recibió su primer cheque por $325 en 1978.

Pero ahora, McGee y cientos de otros empleados le están diciendo adiós a su empleador, que ha sido la columna vertebral de la economía de St. Thomas, una comunidad al suroeste de Ontario, por 44 años.

La última línea de vehículos sedan fueron ensamblados este jueves, dejando sin trabajo a McGee y otros 1.100 empleados. La empresa tenía 3.600 trabajadores hace una década.

El cierre de la planta de Ford había sido anunciado en 2009, en medio de la crisis que vivía la industria automotriz en Norteamérica. Aún así, mantenían la esperanza de recibir alguno de los planes de préstamo que se estaban dando a la industria.

La ensambladora producía varias líneas del Lincoln Town Car y el Crown Victoria.

“Con mi primer cheque pagué la renta, $195 y me quedaron $130. Pensé que había muerto e ido al cielo”, dice McGee. “Todavía tengo hijos en la universidad y tengo que ver cómo voy a hacer para pagar. Es duro, es emotivo, hay una sensación de adormecimiento”.

El veterano trabajador agrega: “Conocía a mucha gente buena a través de los años y ver que cierre me rompe el corazón”.

La alcaldesa del pueblo que alberga a más de 35.000 habitantes, Heather Jackson Chapman, dice que la planta de Ford no es la única víctima. Más de 3.000 puestos de trabajo de la industria manufacturera han desaparecido en los últimos tres años, lo que hace que St. Thomas tenga una de las tasas de desempleo más elevadas del país.

Ford llegó a un acuerdo con los sindicatos sobre planes de compensación para los trabajadores despedidos que permiten una jubilación temprana así como la transferencia de algunos empleados a otras plantas de la empresa.

Otros recibirán planes que incluyen preparación para nuevos empleos y ayuda en la búsqueda de un nuevo trabajo.

Fuente: CBC