lunes, 27 de junio de 2011

Un error de Inmigración casi obliga a una mujer a salir de Canadá

Publicado en:
Canadá
Por:
Temas:

Historias como la de Sarke Spackova ilustran las dificultades a las que pueden llegar a enfrentar los inmigrantes que deben lidiar con la oficina de Inmigración y Ciudadanía de Canadá.

Para Spackova el problema era la imposibilidad de hablar con el funcionario encargado de su caso.

La mujer es originaria de la República Checa. Un día recibió una carta de inmigración anunciando que la renovación de su permiso de trabajo había sido rechazada, en consecuencia tenía que abandonar el país.

Spackova llegó a Montreal en 2008 y ya recibió su Certificado de Aceptación de Quebec. Pero la oficina federal de inmigración dice no tener tal documento.

La carta sólo estaba firmada “Agent MZL/G”. Sin un nombre a quién solicitar mayor explicación. “Es triste como concepto que no podamos hablar con nadie”, dijo Spackova.

Mientras tanto, la empleadora de Sarke buscó respuesta de parte del Ministerio de Inmigración de Quebec. Allí le dijeron que la confusión era ocasionada por un error de parte de la oficina federal. “Al parecer, ellos se equivocaron al momento de escribir su nombre”, dice la jefa.

Las dos mujeres llamaron a los servicios de información. Un solo número para llamar, para atender todos los casos. “Hay gente que nos dice que ella debe meter una nueva aplicación y que eso tardará entre cuatro y seis meses. Otros nos dicen que debe salir del país y solicitar un nuevo permiso en la frontera. Las informaciones son contradictorias y eso que llamamos todos los días”, dijo la empleadora.

Spackova no cobraba salario desde el 1ro de diciembre de 2010, fecha en que se venció su permiso de trabajo. Por su status indefinido no podía pedir ayuda social ni ningún otro servicio del estado.

A todo esto se le sumaba el miedo a ser obligada a salir del país.

Pero luego que el equipo de la cadena Radio-Canada hablara con la oficina federal de inmigración, las cosas se arreglaron. En 24 horas Sarke Spackova tenía su nuevo permiso de trabajo.

El ente de inmigración admitió su error, pero se negó a hablar con la televisora para discutir sobre los numerosos problemas en cuanto al tema de los inmigrantes que se presentan todos los días a lo largo del país.

Fuente: Radio-Canada