Jueves, 3 de Noviembre de 2011

Fans de los Detroit Lions no quieren a Nickelback como banda invitada al clásico de Acción de Gracias

Publicado en:
Entretenimiento
Por:
Temas:

Los fanáticos de los Detroit Lions tienen mucho que celebrar este año. Pero muchos de ellos están de manos alzadas por la opción de entretenimiento escogida para el próximo juego.

El grupo de rock canadiense Nickelback fue invitado a tocar durante el encuentro del fin de semana de Acción de Gracias, en el que se enfrentarán a los Green Bay Packers.

Los fanáticos realizaron, por su parte, una petición en línea de “reemplazar a Nickelback como artista invitado para el medio tiempo del clásico de Acción de Gracias”.

“¿Acaso a alguien realmente le gusta Nickelback? ¿Se trata de alguna estrategia para que la gente deje sus asientos durante la pausa y vaya a gastar dinero comprando cervezas? Es completamente injusto para aquellos que ya compraron sus tickets para el juego. Al menos quienes están viendo el encuentro desde casa tienen la opción de utilizar el mute de sus televisores”, indica la petición.

Más de 6.500 personas se unieron a la solicitud y algunos de los comentarios han sido directamente en contra de uno de las “exportaciones” más controversiales de Alberta.

“Porque prefiero tomar cloro que escuchar a Nickelback y tener que verlos como los asocian con Detroit”, se puede leer en uno de los comentarios.

Es fácil entender por qué los organizadores de los Lions escogieron este grupo. El último álbum de Nickelback vendió unas 3 millones de copias y en su página de Facebook se pueden ver unos 11,5 millones de “me gusta”. No todos pueden estar siendo irónicos. ¿No?

Por otra parte, la banda tiene detractores en muchos ángulos. El sitio de citas Tastebuds.fm llamó al grupo como el número 1 en los gustos musicales decepcionantes (mata pasiones), ganándole a Coldplay y a The Black Eyed Peas. El año pasado, la banda también perdió un concurso en el que se preguntaba ¿qué es más popular: Nickelback o un pepinillo?

El argumento más fuerte parece ser que el juego representa una oportunidad para mostrar las bondades de Detroit, ciudad que ha estado viviendo etapas duras durante los últimos años.

“¿Acaso Nickelback es Detroit? ¿Nickelback tiene canciones que reflejen lo que hacemos en Detroit o cómo es la vida? La música de esta banda ni siquiera refleja un género que haya sido popular en la ciudad. No es rock and roll, es un híbrido nasty de la peor música producida en el planeta”, comentó Robert Jones.

Si los organizadores vieran más de cerca a “la casa”, podrían haber encontrado fácilmente un acto que mereceriera el honor. Están, después de todo, viviendo en una ciudad con una herencia musical más que respetable.

Fuente: The Huffington Post